Salón de Frankfurt 2019.
Salón de Frankfurt 2019.

Nadie duda que el Salón de Frankfurt es uno de los grandes que se celebran en Europa. Pero nos preguntamos si es que los salones van de capa caída o si el momento es problemático. El de Frankfurt ha contado con ausencias importantes y algunas marcas lo han explicado.

Faltaban marcas como Alfa Romeo, Fiat, Abarth, Citroën, Peugeot, DS, Mazda, Mitsubishi, Nissan, Toyota, Subaru, Suzuki y Volvo. Y no es que no tuvieran novedades.

Como motivo, desde algunas marcas japonesas se apunta a la elección de sólo uno de los grandes eventos europeos. Desde otras marcas, japonesas o no, a la tendencia hacia diferentes tipos de eventos.

Nadie duda que los cambios que está viviendo la industria de la automoción son radicales. Las causas son numerosas, ya sabemos. La tremenda inversión en nuevas tecnologías, la bajada de ventas por causa de crisis o de ciertas dudas de los usuarios, quizás el cambio de mentalidad con respecto al concepto de movilidad personal… Y, por supuesto, el tremendo coste que supone estar en uno de los grandes salones del automóvil.

Quizás por ello los fabricantes se están volviendo más selectivos. Puede que quieran centrar sus recursos en acciones que ayuden a conseguir un mayor retorno de la inversión. La estrategia de las marcas parece estar cambiando a la par que tecnología y concepto de movilidad.

Las marcas presentes en el Salón de Frankfurt

Es cierto que los salones no son como antiguamente, el lugar de la “presentación exclusiva”. No todas las marcas esperan hasta el pertinente salón para realizar el debut mundial de un modelo concreto. Lo hemos visto ya. Antes de los salones tenemos acceso a modelos, imágenes y características. Ahora, estos eventos parecen más bien los lugares en los que entrar en contacto directo con todas las novedades.

Hemos podido hacerlo en Frankfurt con las novedades de Audi, BMW, Mini, Cupra, Honda, Mercedes, Ford, Hyundai, Land Rover, Seat, Skoda, Smart, Volkswagen… por citar algunos.

Y el IAA, además, ha sido el escenario para muchas declaraciones de compromisos e intenciones por parte de las marcas. Y casi todas en la dirección de la movilidad eléctrica.   

Pero apuntamos algún dato más que nos ha llamado la atención con respecto a este salón. La aparición de nuevos actores en la industria de la automoción, gracias a las nuevas tecnologías, convierten los salones en una curiosa exposición de nuevos actores.

Entre los nuevos actores en Frankfurt, el Byton M-Byte.
Entre los nuevos actores en Frankfurt, el Byton M-Byte.

Así, hemos podido conocer de primera mano el Byton M-Byte, un vehículo de origen chino que puede hacer sombra a los Tesla. Y sí, parece que los chinos nos llevan a ventaja, porque más allá de las grandes marcas que ya conocemos (BYD, Geely, SAIC… por citar algunas), llegan otras que hemos podido ver en Frankfurt, como Byton o Hongqi.

Evolución

El Salón de Frankfurt ha tenido una representación de marcas inferior a cualquier otra edición anterior, es cierto. Falta por saber cómo evolucionarán los siguientes salones, sobre todo teniendo en cuenta que el de París también contó con menor representación.

También puede ser que el impacto que obtienen las marcas, mediante acciones diferentes, haga que se planteen su presencia en grandes salones. Como ejemplo, la presentación del Lotus Evija en Pebble Beach, Monterrey (California), para el mercado estadounidense, o el debut del Karma SC1 Vision Concept allí. También nos ocurrió cuando vimos por pirmera vez en movimiento el Polestar 1 en Goodwood. O cuando se presentó el Aston Martin Rapide E ante el público británico en el evento Fully Charged Live.

Hemos visto también a los fabricantes en diferentes experiencias, quizás más cercanas al público. Como ejemplo, Mitsubishi y su EcoLab o Ford y su Go Further y Go Electric.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here