El Skoda Superb iV y el Skoda CITIGOe iV marcan el comienzo de la era de la electromovilidad para el fabricante de automóviles checo. Ambos han sido las novedades eléctricas que Skoda ha presentado en el Salón de Frankfurt.

“Skoda ha entrado en la era de la electromovilidad. El comienzo de esta era está marcado por la introducción de dos modelos de una sola vez: nuestro primer automóvil totalmente eléctrico, el CITIGOe iV, como la marca primer paso hacia la era de E-Mobility y el SUPERB iV, el primer híbrido enchufable de la marca”. 

Con estas palabras ha presentado Bernhard Maier, CEO de Skoda Auto, los que ya son los dos primeros Skoda eléctricos.

Ambos se comercializan bajo el paraguas de Skoda iV, la nueva sub-marca de la compañía que agrupa el desarrollo de su propia familia de automóviles electrificados con un diseño emotivo, un interior futurista y tecnologías de vanguardia

Skoda invertirá en iV un total de dos mil millones de euros en esto durante los próximos cinco años, la inversión más grande en la historia de la compañía.

Skoda Citigoe iV

El Skoda CITIGOe iV es el primer Skoda totalmente eléctrico.

El Skoda CITIGOe iV es un vehículo perfecto para las ciudades modernas. 

Mide 3.597 mm de largo y 1.645 mm de ancho, pero tiene espacio suficiente para cuatro pasajeros y una capacidad de arranque de 250 l. El maletero se puede aumentar fácilmente a 923 l abatiendo los asientos traseros.

El CITIGOe iV de tracción delantera es el primer vehículo de producción totalmente eléctrico de Skoda y presenta un motor eléctrico con una potencia de 61 kW. El par máximo es de 210 Nm.

Sus prestaciones: de 60 a 100 km/h en 7,6 segundos, mientras que el CITIGOe iV puede acelerar de 0 a 100 km/h en 12.5 segundos. Su velocidad máxima es de 130 km/h.

El Skoda CITIGOe iV funciona con una batería de iones de litio de 60 Ah con una capacidad de 36,8 kWh que se puede recargar al 80% en una hora utilizando un cable de carga CCS (Sistema de carga combinado) conectado a un cargador rápido de CC de 40 kW. 

Skoda Superb iV

Desde principios de 2020, el Superb, buque insignia de la compañía, estará disponible como un híbrido enchufable con un motor de gasolina eficiente y un motor eléctrico, produciendo una potencia combinada de 160 kW. 

De acuerdo con las cifras homologadas, el Superb iV puede recorrer hasta 56 km en modo cero emisiones. Si a la autonomía eléctrica se suma la de combustión, el alcance total es de 850 km.

 

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here