ev fluids

Repsol ha lanzado su nueva gama de lubricantes EV-FLUIDS para vehículos y motos eléctricas. La iniciativa pretende cubrir una demanda del usuario de movilidad eléctrica, ya que los vehículos de este tipo necesitan lubricantes especiales.

Esta nueva gama de productos saldrá de la planta que Repsol tiene en el Complejo Industrial de Puertollano. Tras el proceso de globalización de este negocio, la producción de los lubricantes en Repsol se articula en 3 hubs productivos (Puertollano, México e Indonesia), siendo Puertollano el principal, ya que concentra el 60% de la producción.

El proyecto también ha contado con la participación del Repsol Technology Lab, que ha definido las fórmulas más idóneas para este tipo de aplicaciones de lubricantes, así como la subsiguiente selección y adaptación de las características clave de cada uno de estos productos en las aplicaciones a las que van dirigidos, como son el grado de viscosidad, compatibilidad con nuevos materiales y correctas propiedades eléctricas.

Las cinco nuevas líneas de producto de Repsol

La gama EV-FLUIDS estará disponible en los canales habituales de distribución de Repsol, es decir, en la red de estaciones de servicio que la compañía tiene distribuida por toda España, distribuidores oficiales y talleres especializados, principalmente.

Esta nueva gama se suma a la gama Hybrid, que ya lanzó al mercado en 2019 y que está compuesta por lubricantes sintéticos de baja viscosidad, que reducen las emisiones de CO2 y están diseñados para ofrecer un buen rendimiento en vehículos híbridos enchufables con motores de gasolina y eléctricos.

La nueva gama de productos para vehículos eléctricos de Repsol está formada por cinco nuevas líneas de producto:

En primer lugar, EV-FLUIDS Complex Synth Grease es una grasa sintética de larga duración recomendada para la lubricación de rodamientos, motores eléctricos y otros componentes de vehículos eléctricos, con propiedades lubricantes y de conductividad especialmente desarrolladas para conseguir una excelente protección y un funcionamiento óptimo.

Por su parte, EV-FLUIDS Battery Thermal Fluid es un fluido dieléctrico biodegradable con excelente capacidad de eliminación de calor y alta resistencia a la oxidación, especialmente apto para la refrigeración directa (inmersión) por contacto directo de componentes de vehículos eléctricos, como baterías, motores eléctricos o inversores que requieren de un buen control de la temperatura para optimizar su funcionamiento.

El tercer producto es EV-FLUIDS Coolant Antifreeze 50%, un fluido refrigerante con excelente capacidad de eliminación de calor y resistencia a la oxidación a altas temperaturas. Especialmente apto para la refrigeración indirecta de componentes de vehículos eléctricos, como baterías, motores eléctricos o inversores que requieren de un buen control de la temperatura para optimizar su funcionamiento.

EV-FLUIDS Drive ATF, por su parte, es un lubricante de baja viscosidad para transmisiones automáticas de vehículos eléctricos, diseñado para proteger del desgaste y la corrosión a engranajes y rodamientos de reductoras, con estabilidad a la oxidación mejorada y excelentes propiedades dieléctricas.

Por último, EV-FLUIDS Brake Fluid DOT 5.1. es un fluido desarrollado para frenos hidráulicos de vehículos modernos equipados con sistemas de control y ayuda a la conducción, como ABS, ESP o ADAS. Es especialmente adecuado para vehículos eléctricos e híbridos debido a sus altos puntos de ebullición (seco y húmedo), baja viscosidad y menor conductividad. Cumple con las especificaciones DOT 5.1, DOT 4LV, DOT 4 y DOT 3, por lo que tiene una amplia aplicabilidad.

Te puede interesar

 

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here