Audi

Audi está impulsando la iniciativa EEBUS para promover que los vehículos sirvan como dispositivos de almacenamiento de energía en la “Plugfest E-Mobility”, en la planta de Audi en Bruselas, donde los desarrolladores están poniendo a prueba la compatibilidad de este sistema de comunicación entre coche y edificio antes de introducirlo en el mercado en febrero, según ha informado la compañía en un comunicado.

El Audi e-tron es el primer coche eléctrico cuyo sistema de carga utiliza el nuevo estándar de comunicación. El coche eléctrico puede servir potencialmente como dispositivo de almacenamiento de energía. Dentro de un edificio, los coches eléctricos, los electrodomésticos o las bombas de calor pueden coordinar sus requerimientos de energía, evitando así sobrecargas.

Los desarrolladores e ingenieros realizarán ensayos con modelos para comprobar si el sistema de energía fotovoltaica, la infraestructura de carga, el coche eléctrico y el sistema de calefacción se pueden comunicar sin interferencias.

Sin embargo, esto requiere que todos los grandes generadores de electricidad y los consumidores estén conectados con el fin de asegurar un control inteligente de los requisitos de potencia. Esto es precisamente lo que la iniciativa EEBUS ha definido como su objetivo: la comunicación sin fisuras entre la industria y en el sistema de energía del futuro. Audi está trabajando junto con más de 70 empresas internacionales para crear el lenguaje común para la gestión de la energía en el Internet de las Cosas.

Durante los dos días de “Plugfest E-Movilidad”, el 28 y 29 de enero, los miembros de EEBUS pondrán a prueba sus desarrollos sobre la base de la norma de comunicación abierta en la planta de Audi en Bruselas. Los desarrolladores e ingenieros realizarán ensayos con modelos para comprobar si el sistema de energía fotovoltaica, la infraestructura de carga, el coche eléctrico y el sistema de calefacción se pueden comunicar sin interferencias.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here