La versión híbrida enchufable incorpora una baterías de 14,4 kWh.
La versión híbrida enchufable incorpora una baterías de 14,4 kWh.

Hace unos días presentábamos la que podría ser la batería más segura del mundo. Denominada Blade Battery y desarrollada por el fabricante de coches eléctricos BYD, está diseñada de tal manera que ni se incendiará ni explotará incluso en el caso de que una pieza metálica la atraviese.

La clave de la batería de BYD es que está diseñada de manera que las celdas están dispuestas dentro de la batería. Se usan celdas individuales, ordenadas y protegidas en filas e insertadas en la batería. Como resultado, cuando ocurre la penetración, la cantidad de celdas afectadas es relativamente baja y el problema no se extiende a toda la batería.

La batería de BYD podría ser la más segura del mercado

Sulfuro de litio para una batería con 2.000 km de autonomía

Si la BYD aspira a ser la batería de coches eléctricos más segura del mundo, la que hoy presentamos se podría presentar al papel de la batería de coches eléctricos más potente del mundo.

Como la de BYD, procede de China y es fruto del trabajo del equipo de i+D de Brighsun New Energy.

La clave de su éxito es su composición. Brighsun prueba la viabilidad del uso de sulfuro de litio como principal componente de su nueva batería. Con él, espera conseguir baterías que duren hasta cuatro veces más que las actuales.

puntos de carga públicaEl sulfuro de litio ofrece una densidad entre cinco y ocho veces mayor (hasta 2.103,8 Wh/kg). Otra de las ventajas es que permite mantener el 91% de la capacidad inicial después de 1.700 ciclos de carga y descarga rápida de 30 minutos, por lo que la degradación de la batería es mínima. “Si la carga y descarga se hace en 12,5 minutos, la capacidad final es del 74% con respecto a la inicial tras 1.000 ciclos”, explican sus creadores.

Hay un tercer punto a favor: la fabricación es más barata. Además, su mayor densidad aumenta los sectores de aplicación. La compañía china plantea que se podría utilizar para barcos, trenes e, incluso, aviones eléctricos.

Fecha de fabricación: 2021

Brighsun no es la primera empresa que explora el uso de sulfuro de litio para el desarrollo de baterías más potentes. Pero sí aseguran que la suya elimina algunos de los problemas derivados del uso de este componente.

El primero es una vida útil más reducida. Esto es consecuencia del aumento de volumen del cátodo en cada ciclo de carga, desplazamiento de los polisulfuros, y un aumento en la aparición de dendritas de litio en el ánodo. La compañía china ha patentado una tecnología que permite producir en masa baterías que superan los 1.000 Wh/kg. También está desarrollando un electrolito de estado sólido compatible con este sistema de sulfuro de litio para mejorar los ciclos de carga, la densidad energética y su seguridad.

La hoja de ruta de esta nueva tecnología de baterías fija 2021 como fecha para el inicio de la producción.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here