recarga de vehículos eléctricos

Valladolid quiere ponerse al día de la movilidad eléctrica y la descarbonización del transporte con una concesión de dominio público sobre la infraestructura de recarga de vehículos eléctricos por un plazo de diez años. De este modo, el nuevo concesionario Iberdrola Clientes SAU habrá de prestar servicio de recarga de vehículos eléctricos.

La infraestructura de recarga contará con gestión integrada, interoperabilidad con operadores de servicios y plataformas de usuarios y accesibilidad universal para cualquier usuario. Además servirá de soporte a otros servicios de movilidad eléctrica compartida y por su adaptabilidad a nuevas soluciones tecnológicas que surjan durante su vigencia.

Requisitos para la concesión del servicio

En primer lugar la red de recarga de uso público contará con una plataforma única de gestión, que permita la gestión de pago del servicio, del coste energético y de su mantenimiento.

La infraestructura actual, desplegada en 19 localizaciones y con 23 plazas de estacionamiento reservadas en exclusiva, cuenta con 4 puntos para taxi de 22 kW de potencia y un punto de carga rápida de 50 kW instalado en Centrolid, y se verá ampliada con cuatro nuevos puntos de recarga rápida (uno de ellos de 120 kW y tres de 50 kW), cuya ubicación se determinará por su criterios estratégicos de servicio y cobertura a las flotas profesionales, de reparto urbano de mercancías y a un número creciente de usuarios provenientes del entorno metropolitano y otras ciudades.

Para completar la red pública, existen dos puntos más de 22 kW para la flota municipal y dos instalaciones fotovoltaicas de recarga ubicadas en Plaza Milenio y Paseo Juan de Austria. La red se provee de energías renovables al cien por cien, acreditado con certificado de origen de la energía, exigido como requisito por el Ayuntamiento.

Por otra parte, la interoperabilidad del servicio de recarga con múltiples proveedores de servicios de movilidad eléctrica es el segundo de requisitos a cumplir. El concesionario ha de integrarse en la iniciativa municipal S2CITY de acceso digital a los servicios municipales por el ciudadano y el turista, con la plataforma Valladolid Inteligente y con el sistema de Información Geográfica municipal.

Por último, la recarga debe ser accesible para cualquier usuario, sin importar ciudad o país y sin necesidad de cambiar de operador o realizar nuevos contratos de uso.

Digitalización de la recarga

El usuario podrá registrarse en una aplicación móvil, en el que visualizará los puntos de recarga que forman parte de la red con su estado en tiempo real y el coste de la recarga, además de poder hacer una reserva del punto.

La red servirá de soporte de nuevos servicios de movilidad, que promueven el uso compartido de vehículos eléctricos en la modalidad de pago por uso, o cualesquiera otros que dentro de la tendencia de movilidad como servicio pudieran desarrollarse.

Te puede interesar

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here