Concept Recharge

Volvo firma un acuerdo con Bcomp, una empresa que desarrolla materiales sostenibles ya vistos en el Concept Recharge

¿Puede ser un coche eléctrico más sostenible? En Volvo están convencidos de que sí y la clave para conseguirlo está en elegir bien los materiales con los que se construye, especialmente el interior.

Con esta premisa, Volvo Cars Tech Fund, filial de capital de riesgo del fabricante sueco de automóviles ha firmado un acuerdo de colaboración con Bcomp.

Advertisement

Según explica la automovilística, Bcomp fabrica sus compuestos a partir de fibras de lino. Es este “un material biológico que, en comparación con las piezas de plástico tradicionales, ofrece importantes ahorros en términos de peso, uso de energía y emisiones”. También es adecuado para el diseño de superficies estéticas y decorativas.

Para Volvo eléctricos y Polestar

La compañía sueca está estudiando de qué manera el uso de este nuevo material puede contribuir a hacer más sostenibles sus modelos eléctricos. Una estrategia que se ampliaría a su filial estratégica Polestar.

“Esta inversión es un ejemplo más de nuestro compromiso con la sostenibilidad y el planteamiento estratégico de reducir nuestra huella de carbono”, ha dicho Alexander Petrofski, responsable del Volvo Cars Tech Fund.

“Nuestra asociación con empresas tecnológicas punteras como Bcomp es ya una tradición, puesto que estamos convencidos de que pueden progresar y desarrollar productos innovadores en los mercados globales es beneficios para ambos”, añade.

Fibra de lino en el Volvo Concept Recharge

Volvo Cars usó materiales de Bcomp en su último concept car, el Volvo Concept Recharge.

Los cálculos de Bcomp muestran que, en comparación con las piezas de plástico tradicionales, los compuestos de fibra natural son hasta un 50% más ligeros, utilizan hasta un 70% menos de plástico y generan hasta un 62% menos de emisiones de CO 2 .

Concept Recharge

Presentado en el verano de 2021, el Volvo Concept Recharge muestra los pasos que la empresa pretende dar en todas las áreas del desarrollo de vehículos eléctricos puros con el fin de reducir la huella de carbono de sus automóviles y de la empresa en general.

En el interior del Volvo Cars Concept Recharge, los ingenieros de la marca sueca han utilizado un compuesto de lino para las zonas de almacenamiento inferiores, la parte posterior del reposacabezas y el reposapiés.

En el exterior del vehículo, los paragolpes delanteros y traseros y las molduras del larguero también están fabricados con compuestos de lino.

El objetivo de Volvo para 2030 es vender únicamente vehículos eléctricos puros y, para 2040, ser una empresa neutra desde el punto de vista climático.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Please enter your name here