Acuerdo Mercedes-Benz España - Vodafone España

Mercedes ha inventado la forma más divertida de cargar un coche eléctrico, se llama Drift-To-Charge y hace que la batería de los híbridos enchufables recuperen la energía perdida mientras el conductor hace derrapes

Recargar un coche eléctrico es un proceso sencillo, más o menos rápido (en función del modelo), pero algo aburrido. Las infraestructuras de carga de uso público instalados en restaurantes, centros comerciales… cuentan con el valor añadido de que el usuario puede dedicar el tiempo de espera a otras actividades; no sucede lo mismo en los cargadores instalados, por ejemplo, en la vía pública.

Mercedes ha tenido una idea para hacer del proceso de carga un experiencia divertida; aunque antes de continuar hay que dejar claro que su innovadora forma de carga no es algo que se pueda poner práctica ni en cualquier sitio, ni en cualquier momento.

‘Drift-to-charge’, derrapar para recargar

Mercedes AMG, la división prestacional de la marca de la estrella, ha mostrado en un vídeo el funcionamiento de Drift-to-charge, un software que permite que un coche eléctrico recupere parte de la energía gastada mientras el conductor se dedica a driftear.

La tecnología que permite recargar la batería al tiempo que el coche derrapa está basada en los avances que Mercedes utiliza en Fórmula 1. Así lo explican los responsables de la tecnología:

“Usamos el sistema eléctrico para reducir la velocidad o quitarle la carga al motor de combustión interna, poniéndola en la batería”, explica Jochen Schmitz, desarrollador del sistema híbrido. “Cuando el deslizamiento termina, el motor de combustión interna ya está a plena carga y puedes acelerar mucho más rápido”, afirma. Es decir, el motor de combustión interna no sólo no reduce su potencia sino que recarga la batería mientras el coche derrapa; y, por si fuese poco, esto permite salir más rápido después gracias al impulso de la parte eléctrica.

La tecnología está pensada para los futuros modelos híbridos enchufables deportivos de Mercedes, los que llevarán el apellido E Performance. Los dos primeros modelos que saldrán a la venta con la función Drift-To-Charge serán los Mercedes-AMG GT 73 E Performance 4MATIC y Mercedes-AMG C63 E Performance.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here