Niissan e-NV200
Niissan e-NV200

Nissan y el Grupo EDF han llegado a un acuerdo para acelerar la implantación del vehículo eléctrico (VE) en Europa. Su colaboración fomentará la movilidad eléctrica mediante la carga inteligente de vehículos. El acuerdo afecta al Reino Unido, Francia, Bélgica e Italia.

El acuerdo se centra principalmente en el desarrollo de soluciones de carga inteligentes (Vehicle-to-Grid o V2G) mediante la combinación de tecnologías desarrolladas por ambas empresas. Explican que:

“La carga inteligente se refiere a aquellas tecnologías que optimizan la carga o descarga de un vehículo eléctrico de manera eficiente y a buen coste”.

Según el acuerdo, Nissan será responsable de la venta de vehículos compatibles con el sistema V2G. Mientras, el Grupo EDF se encargará de las soluciones de carga V2G y servicios relacionados.

Nissan y EDF y la implantación del vehículo eléctrico

Desde Nissan han informado que la integración de los vehículos eléctricos en la sociedad es fundamental para la visión de la Movilidad Inteligente Nissan. Asimismo, que la tecnología V2G ofrece importantes ventajas para las redes eléctricas, además de nuevas oportunidades económicas para las empresas.

Al respecto, añaden que cada vez más conductores y empresas adoptan los vehículos 100% eléctricos. Prueba de ello, es el récord de ventas de Nissan en 2018, en Europa, tanto del Nissan LEAF como de la furgoneta e-NV200.

Nissan quiere acelerar la implantación del vehículo eléctrico en Europa
Nissan quiere acelerar la implantación del vehículo eléctrico en Europa. Es parte de la visión de la Movilidad Inteligente Nissan.

Mientras, el Grupo EDF persigue promover la movilidad limpia para todo el mundo. La compañía se dedica a la generación, transmisión, distribución, suministro y comercialización eléctricos, y servicios energéticos. En cuestión de movilidad eléctrica, desarrollan soluciones de «carga inteligente».

Estas soluciones integradas incluyen la gestión de la carga y la descarga de la batería. Asimismo, servicios flexibles orientados a la red eléctrica, gracias a sistemas de almacenamiento de energía eléctrica. Del desarrollo de estas soluciones se encargan Izivia, una filial del Grupo EDF especializada en infraestructura de carga. Y Dreev, la nueva empresa conjunta de EDF-NUUVE especializada en soluciones comerciales V2G.

Carga inteligente

El acuerdo firmado hoy llega tras una colaboración anterior que tuvo lugar en el Reino Unido entre EDF Energy y Nissan en 2018. Mediante dicha colaboración, ambas compañías acordaron colaborar en el desarrollo de ofertas conjuntas en las áreas de la movilidad eléctrica, la carga inteligente, la reutilización de baterías usadas, el almacenamiento energético y las fuentes de energía renovables.

Las soluciones de carga inteligente incluyen tecnologías para controlar el momento de cargar un vehículo y la rapidez de la carga. Además, facilitan el flujo bidireccional de electricidad entre el vehículo y el cargador.

Estas tecnologías V2G permiten usar la electricidad acumulada en las baterías de los VE para cubrir necesidades energéticas de empresas o de la red eléctrica. Esa es una ventaja que será cada vez más importante a medida que aumente el número de vehículos eléctricos. Igualmente contribuirán a equilibrar la generación intermitente de energía renovable.

El cliente puede vender la electricidad almacenada en un vehículo eléctrico como el Nissan LEAF o la furgoneta e-NV200 a la red eléctrica. Por tanto, generará ingresos adicionales para contrarrestar los costes del propio vehículo.

Las ventajas económicas, ambientales y sociales de la tecnología V2G la convierten en una innovación muy esperada en el mercado, aunque no está totalmente desarrollada.

Esta nueva colaboración entre el Grupo EDF y Nissan supone un gran paso hacia la consecución de este futuro eléctrico, ya que ofrece una solución práctica que beneficia tanto a las empresas como a la sociedad en general.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here