SMMT son las siglas de
SMMT son las siglas de "Society of Motor Manufacturers and Traders" del Reino Unido.

La Sociedad de Fabricantes y Comerciantes de Motor británica (SMMT) ha enviado una carta al nuevo Primer Ministro Boris Johnson. Además de felicitarlo por el nombramiento le ha trasladado el momento complicado que vive el sector y lo que supondría un Brexit sin acuerdo.

La SMMT le ha hecho partícipe de lo que consideran las prioridades del sector en Reino Unido. Incluyen:

  • Respaldar la transición a vehículos de cero emisiones invirtiendo en infraestructura, incentivos y asegurando una gigafactory en el Reino Unido.
  • Hacer del Reino Unido un destino atractivo para inversionistas, creando un ambiente de negocios competitivo internacionalmente.
  • Garantizar que el sector siga disfrutando de un comercio preferencial con mercados críticos alrededor de todo el mundo, incluida la UE. Un Brexit sin acuerdo simplemente no es una opción.

La carta de la SMMT

Mike Hawes, director ejecutivo de la SMMT, explica en la misiva que el momento de cambio que vive el sector es dramático y apasionante.

Añade que los avances en tecnología digital están cambiando la forma en que se diseñan, fabrican, conducen y poseen vehículo. Eso mientras  se están creando nuevos sistemas de propulsión para reducir las emisiones a cero.

Asimismo, explica que va la industria automotriz va a sufrir más cambios en los próximos diez años que en los últimos cincuenta. El sector en UK es fuerte, con altos niveles de productividad, una fuerza laboral capacitada y flexible. También cuenta con instalaciones de investigación e ingeniería de primer nivel. Todo ello hace que la posición del sector sea buena, de cara al futuro.

Sin embargo, añade que el sector es muy competitivo a nivel internacional y los márgenes muy finos. De ahí que el sector necesite una política, un entorno comercial y de negocios adecuados para poder prosperar.

Indica Hawes que el gobierno debe continuar trabajando en asociación con el sector, a través de la estrategia industrial. Y que debe centrarse en acciones que brinden los mayores beneficios a su industria y al Reino Unido en general.

En esa línea, aclara la importancia de respaldar  la transición a vehículos de cero emisiones mediante:

  • La inversión en infraestructura de recarga
  • El aumento de incentivos para el consumidor
  • Asegurando una gigafactoría en el Reino Unido para ayudar a mantener una cadena de suministro globalmente avanzada.

Inversores y nuevas tecnologías

Subraya Hawes, igualmente, que el Reino Unido ha de ser el destino más atractivo para los inversores. Deben crear un entorno empresarial internacionalmente competitivo y desarrollar habilidades en las nuevas tecnologías digitales. Y, sobre todo, es  importante garantizar que el sector siga disfrutando del comercio preferencial con mercados críticos en todo el mundo, incluida la Unión Europea.

Implicación de Boris Johnson

Desde la perspectiva de la SMMT, Boris Johnson tiene la oportunidad de construir sobre estas bases y asegurar el éxito futuro del sector. La Sociedad de Fabricantes quiere liderar la revolución tecnológica que está haciendo cambiar a la industria. Quiere producir vehículos cada vez más limpios y avanzados para que se conduzcan en todo el mundo. Y que sean la encarnación de la calidad, el ingenio y la innovación que se encuentran en el corazón de la fabricación automotriz del Reino Unido.

Afirma Hawes que el automóvil es un motor clave de productividad e innovación.  El sector, además, es de enorme importancia en el Reino Unido, por puestos de trabajo, fabricación comercio… No solo ayuda  a equilibrar la economía del país, sino que “cuando el automóvil tiene éxito, también lo tiene el Reino Unido”.

Sin embargo, asegura que no podrán seguir en esa línea, ni aprovechar nuevas oportunidades si el Reino Unido deja la UE sin un acuerdo. Un Brexit sin acuerdo es una amenaza existencial para la industria automotriz británica. Los costes arancelarios y las alteraciones podrían amenazar la producción, además de socavar la confianza de los inversores internacionales. De ahí que sea vital un acuerdo con la UE que garantice un comercio libre de aranceles y sin fricciones.

“Un Brexit sin acuerdo simplemente no es una opción”.

Haws termina la carta con optimismo, esperando hablar de estos temas en cuanto sea posible con el nuevo Primer Ministro.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here