compra de vehículos eléctricos

El Consejo de Gobierno de la Junta de Extremadura aprobó ayer un programa para incentivar la compra de vehículos eléctricos al que ha dotado con 2,3 millones de euros. El plan contempla ayudas de hasta 5.500 euros para empresas y personas que decidan comprar vehículos eléctricos.

Extremadura aprobó ayer un paquete de ayudas de 2,3 millones de euros para aquellas personas y empresas que quieran acceder a la compra de vehículos eléctricos. Hasta 5.500 euros por cada particular o autónomo serán concedidos para impulsar la venta de este tipo de vehículos en la Comunidad, que cuenta con uno de los parques automovilísticos más envejecidos del país con una media de 11-12 años.

En los próximos días, las ayudas se podrán pedir cuando las convocatorias sean publicadas en el Diario Oficial de Extremadura (DOE). El plazo de solicitud para las ayudas permanecerá abierto por un plazo de dos meses, tras los que se procederá a evaluar los expedientes.

Factores como el tipo de vehículo y la naturaleza del solicitante determinarán el volumen de las ayudas, que cubrirán entre el 20% y el 80% de la inversión realizada.

En palabras de Isabel Gil Rosiña, portavoz de la Junta de Extremadura, se pretende apostar por la implantación de la movilidad eléctrica en una región que cuenta con 250 coches eléctricos matriculados y que se pone como objetivo tener más de 9.000 en 2030, constituyendo aproximadamente el 10% del parque móvil.

La iniciativa, presentada en agosto por Olga García, consejera de Transición Ecológica y Sostenibilidad, ha tardado apenas dos meses en recibir el visto bueno por parte del Consejo de Gobierno.

Plazo de solicitud

En los próximos días, las ayudas se podrán pedir cuando las convocatorias sean publicadas en el Diario Oficial de Extremadura (DOE). El plazo de solicitud para las ayudas permanecerá abierto por un plazo de dos meses, tras los que se procederá a evaluar los expedientes.

No solo se subvenciona la compra de vehículos eléctricos

Por otra parte, las ayudas no solo están destinadas a la compra de vehículos eléctricos, sino que también se financiarán instalaciones de puntos de recarga (Extremadura quiere contar con 400 puntos de recarga públicos en 2030) y planes de movilidad urbana sostenible en municipios.

 

 

 

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here