Tel Aviv estrena la primera carretera eléctrica de Israel que permitirá a la red pública de autobuses la recarga inalámbrica en ruta con la energía que se genera bajo el asfalto

“Transformar una carretera en una superficie electrificada y un medio de recarga, a través de una infraestructura avanzada y eficaz, permitirá acelerar la transición a los autobuses eléctricos“, explica el vicealcalde de Transportes de Tel Aviv, Meital Lehavi, sobre este proyecto piloto que estudiará hacer extensible al resto ciudad.

En el proyecto, participan la compañía israelí ElectReon y la empresa de autobuses Dan junto con el Ayuntamiento de Tel Aviv. Este gobierno local trabaja desde hace tiempo para ofrecer un transporte público sostenible y energéticamente independiente; de ahí que anuncian que, de tener éxito, ampliará la recarga en marcha a vehículos privados y camiones.

Dos kilómetros para cargar sin parar

La carretera eléctrica de Israel tiene dos kilómetros de longitud; se ha electrificado un tramo de 600 metros que permite la recarga directa de las baterías.

La gran ventaja por la que apuesta el proyecto es que la posibilidad de que los vehículos se recarguen directamente eliminará, en un futuro, la necesidad de construir y depender de estaciones de recarga o terminales, considera este.

Carreteras eléctricas

Además de la que empezará funcionar en fase de pruebas en Tel Avivi, la empresa ElectReon de transporte inteligente trabaja también en un segundo proyecto de carretera eléctrica en Suecia. Esta especialmente pensada para recargar camiones pesados ​​en carreteras interurbanas.

Bautizado como SmartRoad Gotland, la carretera de carga por inducción de Suecia se ha implantado en un tramo de 1,6 km de la vía que une el centro urbano de Estocolmo (la capital de Suecia) y el aeropuerto de Visby (la longitud total de esta carretera es de 4,1 km). Ofrece carga por inducción y tiene como principales elementos una unidad de gestión y varias bobinas y receptores; todos instalados bajo el asfalto.

Alemania estrenará las primeras carreteras eléctricas en 2019

Para probar la viabilidad de este proyecto, la empresa israelí puso en circulación un camión cero emisiones de 40 toneladas de peso con cinco receptores. Tras varias pruebas de circulación, los receptores transmitieron aproximadamente 20 kW cada uno, más de lo que esperaban los expertos. La eficiencia de la carga es del 90%, un porcentaje que confirma que el sistema está listo para funcionar en vías abiertas a la circulación.

ElectReon AB tiene u tercer proyecto en Alemania que representa la primera venta de esta tecnología a una empresa comercial. De momento, la compañía no espera que su carga por inducción en marcha sustituya a las estaciones de carga; sí que sea un complemento que aumente la autonomía de los vehículos eléctricos en circulación.

 

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here