baidu

El brazo de conducción autónoma de Baidu, Apollo, anunció su llegada el pasado 26 de marzo a Wuzhen, un antiguo pueblo flotante conocido como “La ciudad de los puentes”, que si sitúa en la provincia de Zheijiang, al este de China. A finales de 2021, la compañía ya había completado 213.000 pedidos de transporte.

Con esta nueva iniciativa, Baidu Apollo se encuentra con un gran desafío, ya que no es lo mismo operar taxis autónomos en Wuzhen que en grandes metrópolis como Pekín y Shanghai.

Según los planes, el servicio Apollo Go Robotaxi cubrirá gradualmente toda el área de Wuzhen, con 84 estaciones inicialmente, en las áreas turísticas East y West Gate y algunas de las zonas residenciales. Los usuarios podrán viajar todos los días de 9:00 a 17:00, reservando su transporte mediante la aplicación móvil Apollo Go.

Como sede permanente de la Conferencia Mundial de Internet, Wuzhen se ha convertido en uno de los centros internacionales de China, atrayendo a numerosas empresas de tecnología y compañías automotrices inteligentes. No en vano, el primer vehículo autónomo de Baidu Apollo hizo su debut en Wuzhen en 2015 y comenzó las pruebas en carretera en 2016.

Actualmente, Baidu ha acumulado más de 250 millones de kilómetros en conducción autónoma y ha recibido 593 licencias de prueba de conducción autónoma en China.

Conducción autónoma en China

Las nuevas empresas de conducción autónoma en China están inmersas en una carrera para lograr introducir pasajeros en sus vehículos. Las noticias sobre nuevas empresas con luz verde para programas piloto o pruebas a pequeña escala son cada vez más abundantes.

En China, las condiciones de las carreteras pueden variar mucho. Así, una prueba de conducción autónoma llevada a cabo en los suburbios de Shenzhen, ciudad con 12,9 millones de habitantes, diferirá de un tes llevado a cabo en el casco urbano de una ciudad.

Además, también es destacable que las regulaciones sobre vehículos autónomos varían entre provincias e incluso entre distritos de una misma ciudad. Por ello, una empresa que obtiene la aprobación para realizar una prueba totalmente autónoma en una ciudad no es necesariamente más avanzada tecnológicamente que sus competidores, simplemente que la regulación local es favorable con los vehículos autónomos.

Te puede interesar

 

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Please enter your name here