Porsche Macan eléctrico

El Porsche Macan eléctrico será el primero en estrenar la nueva Plataforma Eléctrica Premium (PPE) desarrollada por los ingenieros de Sttutgart (Alemania) para una nueva generación de coches eléctricos. Supera los 600 CV de potencia y mejora el tiempo de recarga del mismísimo Taycan

Porsche tiene una hoja de ruta perfectamente definida hacia la electrificación. Con dos hitos fundamentales: uno, en 2025, con el objetivo de que la mitad de sus ventas totales sean eléctricas; otro, en 2030, cuando el porcentaje debe aumentar hasta el 80%.

Como herramienta clave para alcanzar estos objetivos, Porsche presenta una nueva plataforma con la que podrá “comercializar de manera rentable modelos de gran volumen de ventas con elevados estándares de calidad”.

PPE, la nueva plataforma de coches eléctricos de Porsche

La PPE es resultado del trabajo conjunto de Porsche y Audi.

Desde la marca destacan como principales ventajas de esta nueva plataforma la versatilidad y la flexibilidad.

Porsche Macan eléctrico

“En términos de batalla, ancho de vías y altura libre al suelo, permite su adaptación a una gran variedad de modelos pertenecientes a distintos segmentos·, afirman. Y añaden: “esta flexibilidad, al mismo tiempo, hace que la marca pueda conservar el carácter fuerte e independiente en sus nuevos vehículos.

Siete marcas de coches que (quizá) no conocías y ahora te planteas como posible compra

450 kW de potencia y tecnología de 800 voltios

La plataforma PPE admite tracción trasera y total, y varios niveles de potencia; ofrecerá inicialmente alrededor de 612 CV (450 kW), con un par máximo superior a 1.000 Nm.

El Macan totalmente eléctrico solo empleará el motor síncrono de última generación. Para optimizar la densidad de potencia, incorpora un sistema de refrigeración mejorado frente al Taycan. Otra ventaja es la nueva disposición de los imanes dentro de los rotores, que se conoce como laminación en “doble V”.

Porsche Macan eléctrico

La electrónica de potencia también ha dado un gran paso adelante: para aumentar su efectividad, ahora emplea carburo de silicio (SiC) en lugar de silicio como material semiconductor en el inversor de pulsos (PWR) del eje trasero. Esto reduce significativamente las pérdidas en el inversor y permite que las frecuencias sean más altas.

Debutará con el Porsche Macan eléctrico

El primer modelo basado en la plataforma PPE será el Porsche Macan eléctrico.

Igual que el Porsche Taycan, la próxima generación del Macan contará con la tecnología de 800 voltios. Esta arquitectura de alto voltaje asegura que el coche eléctrico tendrá unas prestaciones elevadas de manera continua, acorta significativamente el tiempo de carga y reduce tanto el peso de los cables como el espacio requerido para ellos.

También es común a la berlina deportiva el tipo de motor eléctrico, que es síncrono de imanes permanentes (PSM) con bobinado en horquilla.

Porsche Macan eléctrico

Mención aparte merece la innovadora batería que Porsche ha desarrollado para el Maca eléctrico. Es de iones de litio, va ubicada la parte inferior de la carrocería, con alrededor de 100 kWh y consta de doce módulos con celdas prismáticas.

La proporción de mezcla de níquel, cobalto y manganeso es de 8:1:1 con lo que logra una mayor densidad de energía. Esto, unido a la tecnología de 800 voltios, hacen que el el primer Porsche basado en la plataforma PPE admite una potencia de carga aún mayor que los 270 kW del Taycan.

Gracias a esto, el Macan puede alimentar su batería desde el 5 hasta el 80 % en menos de 25 minutos en un punto de carga rápida con la potencia adecuada.

 

Te puede interesar…

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí