Jaguar invertirá entre 3 y 4 millones de dólares en una red de recarga propia en Australia
Jaguar I-Pace

Jaguar Land Rover va a iniciar  en unas semanas la instalación de una red de recarga que podrá ser utilizada tanto por los propietarios del nuevo Jaguar I-Pace como por los híbridos enchufables de Land Rover.

Con la presentación del nuevo Jaguar I-Pace la inversión de entre 3 y 4 millones de dólares por parte del fabricante británico en una red de recarga en Australia adquiere mucho más sentido. Esta red podrá ser utilizada por este SUV totalmente eléctrico y por los híbridos enchufables de la otra marca del grupo, Land Rover.

Jaguar asegura que se estrena en Australia, pero que su intención es extender esta red por toda Europa donde la red se distribuirá de forma estratégica en diferentes carreteras y que vendrá acompañada por una red, ‘secundaria’, instalada en los concesionarios de las ciudades.

Si mantenemos, como la propia marca ha querido, la comparativa con el que, en principio, quiere que sea su rival, este despliegue de puntos de carga le acerca más a  Tesla, que de momento es el único fabricante que ha desplegado una red de recarga rápida, fiable y extensa en todos los mercados en los que comercializa sus coches. Jaguar parece no solo no haberse olvidado de esta parte fundamental para estimular las ventas sino que nos hace ser optimistas respecto a los objetivos de ventas del I-Pace y a la llegada de nuevos modelos de sus marcas movidos por electricidad. Si bien el papel de los fabricantes de automóviles no debería ser la construcción de estaciones de servicio, ni la de los gobiernos subsidiar a la industria, es absolutamente necesario crear un marco para favorecer su crecimiento.  La marca ya ha anunciado que la mitad de sus modelos serán eléctricos o híbridos enchufables en 2020.

Características del Jaguar I-Pace
Características del Jaguar I-Pace
Advertisement

En las próximas semanas Jaguar comenzará la instalación de esta red. Matthew Wiesner, director general de Jaguar Land Rover Australia: “Esto es lo primero para nosotros. Lo implementaremos en las ciudades y en los concesionarios regionales al mismo tiempo. La próxima gran meta será lo que haremos más allá de los concesionarios“.

No conocemos los detalles sobre la cantidad de puntos que se instalarán ni su potencia, aunque es de esperar que cuenten con el estándar CCS para la recarga en corriente continua y que su potencia alcance al menos los 100 kW, a la que es capaz de cargar el nuevo I-PACE.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here