logo nevs logo saab

La compañía propietaria del nombre, Aerospace and defense company Saab AB, no permitirá a los nuevos propietarios utilizar el nombre de Saab en sus nuevos coches eléctricos anunciados recientemente.

NEVs se hizo con la planta de Trollhättan y los derechos sobre el Saab 9-3

Es una mala noticia para los fans de la marca sueca que tenían puestas sus esperanzas en volver a ver en las carreteras su marca preferida. National Electric Vehicle Sweden (NEVs) se hizo con los  principales activos de la empresa en el año 2012, tras su liquidación. Esta adquisición incluía la planta de Trollhättan y los derechos sobre el Saab 9-3 y la plataforma sobre la que se diseñaría su sucesor.

De hecho NEVS fabricó algunas unidades del 9-3 bajo el nombre de Saab, utilizando componentes que aun quedaban en los almacenes de la planta, con la intención de reunir parte del dinero necesario para fabricar los nuevos vehículos eléctricos para el mercado chino y europeo. Inicialmente Saab AB iba a licenciar el uso del nombre pero no del logotipo. Cuando NEVs comenzó la negociación con sus acreedores en 2014 revocó los derechos de uso.

Saab 9-3 Aero Sedan
Saab 9-3 Aero Sedan

En agosto NEVs anunció su alianza con Dongfeng para poner en el mercado chino cinco nuevos modelos eléctricos que llegarían entre 2018 y 2020, siendo el primero de ellos una versión eléctrica del 9-3.

NEVs busca un nuevo nombre

Al parecer esta noticia no ha sido del agrado de Saab AB que ha sido tajante respecto al uso del nombre de Saab en estos vehículos. El dueño de NEVs Kai Johan Jiang ya ha anunciado que la compañía está buscando un nuevo con el que comercializar los nuevos modelos. No se conocen los detalles que han hecho que las conversaciones se hayan roto entre ambas empresas. ¿Quizás Saab AB tenga planes para la fabricación de otra línea de coches?

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here