Faraday Future presenta su nueva fábrica en California
Faraday Future presenta su nueva fábrica en California

Faraday Future ha comprado una antigua instalación dedicada a la fabricación de lonas de aproximadamente 90.000 m2 donde tiene intención de fabricar el FF91 y ponerlo en el mercado a finales de 2018.

Tras abandonar oficialmente su proyecto de construir una fábrica propia en Las Vegas, y en su lugar comprar un edificio existente que acelere sus planes, el fabricante se ha decidido por hacerse cargo de una antigua fábrica de lona situada en Hanford, California, a medio camino entre su sede en Los Ángeles y Silicon Valley.

Esta vieja instalación puesta en pie hace 60 años y ahora en desuso,  tiene un área operativa de algo más de 90.000 m2, mucho más modesta que la inicialmente proyectada por Faraday Future (3,6 millones de metros cuadrados). Como es lógico todavía queda mucho trabajo de preparación de un recinto que será necesario vaciar por completo para montar en él todos los equipos necesarios para la fabricación de coches eléctricos.

Sabemos que hay mucho trabajo y muchos riesgos por delante, pero este evento representa un gran paso adelante para la compañía. Los inversionistas invierten en personas y nuestros empleados siguen siendo el activo más fuerte de Faraday Future. Al comenzar esta próxima fase en la historia de nuestra compañía, nuestros esfuerzos por construir un liderazgo corporativo fuerte traerán un nuevo enfoque y cumplirán nuestros compromisos con empleados, inversionistas, proveedores y futuros usuarios, quienes han demostrado una paciencia excepcional durante este tiempo.

Stefan Krause CEO de Faraday Future

Estado actual de la fábrica de lonas de Hanford
Estado actual de la fábrica de lonas de Hanford

Demostración de compromiso con inversores y clientes

A pesar de este periodo en el que la compañía ha atravesado momentos difíciles sus planes no han variado y su intención es poner en el mercado el FF91 el próximo año. Dag Reckhorn, vicepresidente de manufactura de Faraday Future, ha insistido sobre la vigencia de su cronograma: “Nuestra nueva planta de producción es la última demostración de nuestro compromiso por conseguir que el FF91 esté en el mercado en 2018

El sábado pasado algunos de los empleados de Faraday Future ya comenzaron con los trabajos de limpieza y despeje de las instalaciones. Aun así el recinto no está totalmente vacío. Todavía quedan algunos ‘inquilinos’ que abandonarán las instalaciones en noviembre por lo que el tiempo se les está echando encima.

El objetivo es que la nueva instalación emplee a unos 1.300 trabajadores que se dividirán en tres turnos de trabajo cuando la fábrica esté a plena capacidad.

La compañía no ha ofrecido nuevas informaciones sobre su situación financiera, desde que contrataron al exdirector de finanzas de BMW/Deutsche Bank, Stefen Krause, para recuperar su situación económica y buscar nuevos inversores.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here