Volkswagen participará en Pikes Peak con un coche eléctrico

Volkswagen está desarrollando un coche eléctrico para competir en Pikes Peak, la carrera de montaña más famosa de mundo que se celebra el próximo 24 de junio. El objetivo: marcar un nuevo récord entre los coches eléctricos.

Pikes Peak International Hill Climb es la carrera de montaña más famosa del mundo. En ella participan toda clase de vehículos, aunque en los últimos años son los eléctricos los que están marcando los mejores tiempos y batiendo los récords existentes.

La carrera hacia las nubes’ se disputa desde 1916 en las Montañas Rocosas, cerca de Colorado Springs. La longitud del recorrido es de 19.983 metros, en su trazado incluye 156 curvas y el desnivel entre el punto de salida y el de llegada es de 1.435 metros. Actualmente el recorrido está completamente asfaltado aunque en su origen era de gravilla. El récord actual en la categoría de prototipos eléctricos es de 8 minutos y 57,118 segundos, logrado por el piloto estadounidense Rhys Millen (e0 PP100) en 2016.

Este será el primer vehículo eléctrico de competición del fabricante alemán
Este será el primer vehículo eléctrico de competición del fabricante alemán

El coche eléctrico que está desarrollando Volkswagen en  colaboración con el departamento de Desarrollo Técnico, en Wolfsburg es el primer vehículo eléctrico de competición del fabricante alemán. Su objetivo es marcar un nuevo récord entre los coches eléctricos.

Para Frank Welsch, responsable de Desarrollo de Volkswagen y miembro del Comité Ejecutivo “La ascensión de Pikes Peak es una de las pruebas más famosas del mundo. Supone un reto enorme y, por lo tanto, una excelente ocasión para demostrar las capacidades de las nuevas tecnologías”. El Volkswagen eléctrico que participará en Pikes Peak equipará las últimas innovaciones con las que cuenta el fabricante tanto en baterías como en sistemas de propulsión.

El mejor momento para volver

Sven Smeets, director de Volkswagen Motorsport, añade: “El proyecto es un hito importante para la nueva dirección adoptada en el ámbito de los deportes de motor. Nuestro equipo está altamente motivado ante este increíble reto”. Volkswagen Motorsport participó en la carrera de montaña de Pikes Peak por última vez en 1987 con un Golf bimotor que por poco no logró alcanzar la meta. Ahora, 30 años después, “este es el mejor momento para volver”.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here