pila de hidrógeno

SHYNE son las siglas de Spanish Hydrogen Network. Es también el nombre del mayor consorcio de hidrógeno renovable de España (por el momento). Una iniciativa promovida por Repsol y en la que participan hasta 33 empresas que se unen con el objetivo de promover la descarbonización de la economía a través del hidrógeno verde

A través de la Hoja de Ruta del Hidrógeno, el Gobierno ha fijado como objetivo alcanzar una capacidad instalada de 1000 MW en 2025 y de 4 GW en 2030. Las previsiones de SHYNE apuntan que serán capaces de poner en marcha proyectos que permitan alcanzar la mitad de esas cifras en las fechas establecidas.

Es un proyecto muy ambicioso pero que, de salir bien, podrían lograr colocar a España a al cabeza de la producción de hidrógeno verde en Europa y, al mismo tiempo, hacer de este una alternativa real y asequible a los combustibles fósiles.

Los 6 coches de hidrógeno que ya están a la venta en España

SHYNE, el mayor consorcio de hidrógeno renovable de España

Advertisement

El proyecto SHYNE está integrado por 33 entidades de diferentes sectores. Reúne a 22 empresas (entre las que se encuentran Repsol, Alsa, Bosch, CELSA Group, Enagás, Scania y Talgo. Y 11 asociaciones, centros tecnológicos y universidades.

El objetivo del mayor consorcio de hidrógeno de España es promover proyectos en todos los ámbitos de la economía española y fomentar una descarbonización rápida y efectiva a través de este vector energético, que se postula como una de las claves de la transición energética.

Más de 3.200 millones de inversión

Para alcanzar sus objetivos, SHYNE tendrá una inversión acumulada de 3.230 millones de euros.

Con este presupuesto, pondrá  en marcha distintas iniciativas de producción, distribución y uso de hidrógeno renovable en el sector industrial, en el transporte y en otras aplicaciones. También está previsto que el consorcio trabaje en el desarrollo de tecnologías pioneras.

Se espera que puede generar más de 13.000 empleos.

Aprovechar los proyectos ya en marcha

El proyecto SHYNE pretende generar un ecosistema que conecte las grandes iniciativas regionales en torno al hidrógeno que ya se están poniendo en marcha, como el Corredor Vasco del Hidrógeno (BH2C), el Valle del Hidrógeno de Cataluña y el Valle del Hidrógeno de la Región de Murcia.

Además, SHYNE promoverá la creación de dos nuevos hub de innovación en Castilla-La Mancha y Madrid, cuyo objetivo será el desarrollo de tecnologías competitivas que se encuentran aún en desarrollo, como la fotoelectrocatálisis o la electrólisis de óxidos sólidos (SOEC).

También se creará un centro de gestión del conocimiento en Madrid que coordinará las actuaciones transversales y posicionará a los centros tecnológicos y a las universidades como centros de referencia en Europa.

“De este modo, se creará una red eficiente que capturará las sinergias entre los polos productores, los centros industriales y otros consumidores de hidrógeno, asegurando la competitividad del gas renovable y evitando transferir costes adicionales a usuarios finales”, explica Repsol en un comunicado.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Please enter your name here