StoreDot, compañía israelí especializada en almacenadores de energía ultrarrápidos, ha patentado nueva tecnología que permitirá que las celdas de la batería se regeneren mientras están en uso, a través de un mecanismo de reparación.

Llega así la primera batería capaz de autorrepararse para alargar su vida útil.

La batería es para el coche eléctrico como el corazón para el ser humano, sino está en perfectas condiciones, todo se resiente. De ahí que fabricantes de componentes y vehículos se esfuercen por desarrollar almacenadores de energía que

Mercedes y Stellantis acaban de firmar un acuerdo para asegurar el suministro de baterías en estado sólido para sus futuros modelos eléctricos. Esta tecnología se presenta como “más segura” que las baterías de litio. También dicen que permite aumentar la autonomía, entre un 20 y un 50%.

Baterías de vehículos eléctricos autorreparables

La idea de StoreDot tiene un enfoque muy diferente: alargar la vida útil de las baterías desde dentro.

La compañía israelí ha desarrollado y patentado un sistema de autorreparación que, a través de un conjunto de algoritmos de software, acompañado con el hardware correspondiente, identifica una celda (o una serie de celdas) que tienen un rendimiento insuficiente o se sobrecalientan.

Localizada la celda defectuosa, el sistema la desactiva temporalmente para reacondicionarla de forma proactiva y recuperar el 100% de rendimiento. Todo esto con el vehículo en circulación y sin que el conductor experimente ninguna interrupción en la conducción o pérdida de rendimiento en su vehículo eléctrico.

Además de alargar la vida útil de los almacenadores de energía, StoreDot adelanta que su invento aumenta la autonomía y la seguridad en marcha ya que evita el sobrecalentamiento o cualquier peligro de fuga térmica.

Baterías de coches eléctricos. Toda la información que debes saber

“Es importante para nosotros fomentar la adopción global de vehículos eléctricos, para que todos podamos vivir en un mundo más limpio y de cero emisiones”, ha dicho Doron Myersdorf, CEO de StoreDot.

“Este enfoque es verdaderamente transformador con enormes beneficios en el mundo real para los propietarios de vehículos eléctricos, mejorando el rendimiento, la seguridad y la longevidad de sus vehículos”, afirma.

“También juega un papel crucial en la erradicación de la ansiedad por la autonomía, que sigue siendo la principal barrera para la propiedad de vehículos eléctricos”, añade el directivo.

Batería XFC y en estado sólido

Este sistema de celdas autorreparables es el último de una serie de innovaciones de StoreDot, diseñadas para beneficiar a todo el ecosistema de baterías.

La compañía ha patentado diferentes tecnologías que brindan a los vehículos eléctricos un rango constante durante toda su vida útil, incluso cuando la batería se deteriora.

También ha creado, a través de los avances de código abierto, hardware y software, una tecnología de refuerzo. Esto permite que las células reciban una corriente de carga más alta incluso con infraestructura de carga limitada para reducir los tiempos de espera.

La compañía está en conversaciones avanzadas con los principales fabricantes de automóviles a nivel mundial para iniciar la entrega de volúmenes de baterías XFC. Estas prometen una reducción del 50% en el tiempo de carga al mismo costo, para 2024.

Otra de sus líneas de trabajo avanza en el desarrollo de celdas de estado sólido de densidad de energía extrema con producción en masa planificada para 2028.

Las 13 motos eléctricas más baratas del mercado actual

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here