Hyundai avanza en nuevas soluciones energéticas con el desarrollo de la tecnología Vehicle-to-Everything (V2X) y Vehicle-to-Grip (V2G), dos soluciones que aumentan la integración en la sociedad de las energías renovables y los vehículos eléctricos de baterías (BEV).

Vehicle-to-Grid, del coche a la red

La tecnología Vehicle-to-Grid (V2G) permite suministrar la energía ya almacenada en los paquetes de baterías de los vehículos eléctricos a una red eléctrica, también conocida como “grid”.

Además de estabilizar la red, la energía almacenada en los vehículos alimenta la red para ayudar a gestionar la demanda de energía durante las horas punta y las emergencias.

Hyundai está llevando a cabo dos proyectos piloto con tecnología V2X en los Países Bajos y Alemania con varios modelos IONIQ 5 modificados y equipados con software personalizado con capacidad V2G.

Advertisement

La tecnología V2G también contribuirá a impulsar el suministro de energía renovable.

“La red distribuye directamente a los usuarios la energía renovable procedente de la energía solar o eólica”, explican responsables de Hyundai. “Con la aplicación de la tecnología V2G, la energía renovable puede almacenarse en los vehículos y devolverse a la red cuando no pueda generarse, por ejemplo, por la noche o cuando no haya viento, o en horas punta”, matizan.

Para poder soportar la tecnología V2G, los coches eléctricos de baterías deben estar equipados con el  hardware  correcto. Este incluye un cargador bidireccional a bordo que permite el flujo de energía hacia y desde el paquete de baterías, así como con un  software  adecuado que controle esta descarga.

Vehicle-to-everything, del coche a…

Hyundai da paso más allá con la tecnología Vehicle-to-everything (V2X) con la que la energía almacenada en las baterías de los coches eléctricos puede cubrir necesidades de todo tipo: hogares, edificios…

“En un ecosistema eléctrico cerrado, separado de la red, un vehículo eléctrico puede alimentar una vivienda no sólo para reducir la factura energética del hogar, sino también la demanda de la red local”, explican los responsables del proyecto. Este caso concreto, la tecnología aplicada se conoce como Vehicle-to-Home (V2H).

En la modalidad Vehicle-to-Building (V2B), la energía almacenada en los coches eléctricos puede utilizarse para alimentar un edificio completo, por ejemplo, un edificio de oficinas.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Please enter your name here