AlternaCoop quiere poner en marcha el primer servicio de carsharing eléctrico con energía solar de España. Su intención es que empiece a funcionar en Valencia, pero necesita algo más de 7.000 euros para instalar varios puntos de carga. 

En Madrid hay carsharing; también en Barcelona y Valencia. Incluso en Guadalajara se encuentra el primer servicio de carsharing rural, una iniciativa de Hyundai.

El que hoy presentamos tiene una particularidad: pretende ser el primer servicio de coche eléctrico compartido que utilice energía solar para las recargas.

De momento hay que hablar en condicional porque la iniciativa de carsharing eléctrico y solar es una idea de AlternaCoop, una cooperativo de servicio compartido de coches que opera en Valencia. Su intención es habilitar un espacio de recarga donde la electricidad se consiga con energía solar.

El proyecto contempla la instalación de una electrolinera que ocupe una extensión de 700 metros cuadrados. El problema es que supone una inversión de 7.235 euros que no tienen por lo que han puesto en marcha una campaña de crowdfunding (financiación compartida) para conseguir tal cantidad (es posible, un pastor de Castellón recaudó los 6.900 euros que necesitaba para su proyecto de queso ecológico).

7.200 euros para un proyecto de coche eléctrico compartido con energía solar

AlternaCoop ha abierto una campaña de crowdfunding a través de la web Latuaterra (en este enlace puedes consultar la información y hacer tu aportación).

“En el eCoworking donde trabajamos tenemos un tejado de 700 m2 que podría estar produciendo energía para nuestros vehículos; de la unión de estos dos motivos nace este proyecto para empezar a llenar nuestro azotea de placas fotovoltaicas”, explican los responsables de AlternaCoop.

Con cada placa instalada, la cooperativa calcula que podría cargar la batería de un vehículo para recorrer aproximadamente cada día 7,5 km, “por lo que con la instalación de 3,78 kW planteada, ya podríamos recorrer 75 km al día, 27.370 km al año”, aseguran. El resultado final sería un ahorro de emisiones de aproximadamente 9.000 kg de CO2 al año al dejar de recorrer esta distancia con vehículos de combustión.

La potencia de la instalación variará según el dinero recaudado en esta campaña y partiendo de un mínimo de 3,78 kW de pico, (potencia que irá subiendo aproximadamente 315 W por cada 500 euros que suba la recaudación, ya que es aproximadamente lo que cuesta aumentar la instalación en una placa fotovoltaica más) en el punto de recarga.

Presupuesto total: 11.875 euros

El proyecto de para la puesta en marcha del primer servicio de coche compartido eléctrico y solar precisa precisa un presupuesto total del 11.875 euros, desglosados de esta manera:

AlternaCoop explica que su deseo es conseguir solo los 7.235 euros que necesitan para la instalación fotovoltaica de autoconsumo. Ellos aportaran la cantidad restante.

La campaña de crowdfunding finaliza el próximo 4 de enero. Pinta bien porque a día de hoy llevan recaudados 6.209 euros.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here