vehículos eléctricos
Imagen: InsideEVs
Advertisement

El fabricante chino de vehículos eléctricos BYD ha anunciado que aumentará los precios de sus coches entre 3.000 y 6.000 yuanes (471-942 dólares). Entre los factores que han llevado a la compañía a tomar esta decisión tiene peso el aumento de los costes de las materias primas. Tesla también decidió el miércoles subir los precios de sus modelos por la misma razón.

El aumento de precios de BYD entró en vigor el pasado miércoles y no afectó a aquellos clientes que ya habían pagado las señales de compra .

Los motivos por los que los fabricantes suben los precios

El anuncio se produce un día después de que Tesla subiera sus precios en China y Estados Unidos por segunda vez en menos de una semana. El presidente ejecutivo de Tesla, Elon Musk, también ha señalado que la compañía sufre una presión significativa en sus procesos de logística y de suministro de materias primas como consecuencia de la inflación.

De vuelta a China, BYD también anunció a principios de febrero una subida de sus precios entre 1.000 y 7.000 yuanes (157-1.100 dólares) como consecuencia también del aumento del coste de las materias primas y de la reducción de las ayudas estatales para los vehículos de nueva energía (NEV). Esta última medida responde a la consideración del Gobierno chino de que la industria ha alcanzado un nivel de madurez en el que debe crecer impulsada por la demanda en vez de por los subsidios.

Otra de las situaciones que está desestabilizando el mercado de vehículos eléctricos es el aumento del coste de las materias primas, acentuado por la invasión de Rusia sobre Ucrania. En este contexto, los precios de los minerales utilizados en las baterías, como el níquel y el litio, se ha disparado en las últimas semanas. Según datos de GlobalData, Rusia fue el tercer mayor productor de níquel a nivel mundial en 2021, con una capacidad de producción de 200.000 toneladas. Este elemento químico, clave en la producción de baterías de vehículos eléctricos, se está encareciendo cada vez más y ahora se teme que se produzca una escasez de suministro derivada de las sanciones impuestas a Rusia.

Además, la dependencia de China es muy significativa, dado que el país controla cerca del 75% del mercado de los minerales imprescindibles para la producción de baterías.

Te puede interesar

-

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí