moves 2020

Tras publicarse el 17 de junio en el BOE la orden de bases del plan de ayudas MOVES 2020, dentro del Plan de Impulso de la Cadena de Valor de la Industria de la Automoción, la Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso de la Movilidad Eléctrica, AEDIVE, ha remitido una carta a los diferentes gobiernos autonómicos y ciudades autónomas a través de EnerAgen, para solicitar agilidad en la tramitación y publicación, a la mayor brevedad, en los boletines regionales de los respectivos planes con el reparto de estas ayudas y los mecanismos para solicitarlas.

El 15 de febrero de 2019 se publicó la orden de bases del MOVES I y las diversas Comunidades y ciudades Autónomas dispusieron de dos meses para tramitar sus respectivas ayudas, pero solo ocho regiones lo hicieron en tiempo y forma, siendo el País Vasco la primera, el 2 de abril, seguido de Melilla y Baleares, y posteriormente Comunidad de Madrid, Castilla y León, Galicia, Andalucía y Murcia.

El resto de las regiones se fueron incorporando al listado, pero fuera ya de plazo, mientras que la comunidad autónoma de Cantabria no llegó a hacer ninguna convocatoria de estas ayudas.

Para el MOVES 2020, el Real Decreto publicado ayer establece que las convocatorias de las comunidades autónomas y ciudades de Ceuta y Melilla deberán efectuarse en un plazo de máximo tres meses desde su entrada en vigor, lo que supondría que, de agotarse ese plazo por parte de las diferentes regiones y ciudades autónomas, los planes de cada una de ellas estarían activados en septiembre de 2020.

Mediante el Real Decreto, ya se habilita a los usuarios particulares para que adquieran un turismo desde la entrada en vigor del RD y no desde la fecha de registro de solicitud, que es lo que aplica al resto de solicitudes, pero deben cumplir con el resto de requisitos, entre otros, tramitar la solicitud en la CCAA o ciudad autónoma correspondiente, por lo que es importante que se publique en el boletín regional correspondiente.

“No podemos perder más meses en la disponibilidad de las ayudas”, ha señalado el director general de AEDIVE, Arturo Pérez de Lucia, para quien “el MOVES2019 supuso una experiencia nueva tanto para le IDAE como para las diferentes Comunidades Autónomas, al enfrentarse a un plan que por primera vez trasladaba a los gobiernos regionales la gestión de los fondos que les correspondía a cada uno del plan de incentivos. Ahora, con la experiencia adquirida y tras las reuniones preparatorias del IDAE con los gobiernos regionales, entendemos que la publicación en los boletines de cada comunidad debería de ser mucho más ágil”.

Asimismo, el MOVES 2020 incorpora mecanismos de flexibilidad que ayudarán a que sus fondos se consuman, toda vez que uno de los principales escollos, el achatarramiento obligatorio de un vehículo para obtener ayudas ha desaparecido en el plan de incentivos de este año, al tiempo que se ha incrementado el techo de precio de los vehículos eléctricos que entran en el plan y se ha flexibilizado el traspaso de fondos de una actuación a otra.

Debido a la situación de confinamiento vivida con el COVID19, el impulso de este plan MOVES 2020 resulta crucial para poder acercar los objetivos de matriculaciones de vehículos eléctricos a lo esperado en este año -unas 65.000 matriculaciones- de cara a poder alcanzar los 5 millones de vehículos eléctricos en España en 2030.

Vehículo de combustión y neutralidad climática

La Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor (GANVAM), en colaboración con la Asociación para el Desarrollo e Impulso de la Movilidad Eléctrica (AEDIVE), organizaron ayer un encuentro virtual para debatir cómo será ese camino hacia la neutralidad climática y qué papel tendrá el vehículo de combustión en esa transición, en la que el modelo de ciudad también se transformará.

En él, Arturo de Lucía hablaba del vehículo eléctrico como el único capaz de interactuar con el sistema eléctrico, un hecho muy importante en el contexto de la transición energética.

Por otra parte, afirmó estar convencido de que conviviremos muchas décadas más con los coches de combustión, cada días más eficientes, ya que por el momento la electromovilidad no resuelve todas las necesidades de desplazamiento del usuario.

Para el director general de AEDIVE, el “mayor enemigo” que tenemos es la renovación del parque de vehículos, muy envejecido, y que habrá que acometer con vehículos eco-eficientes. Desde AEDIVE apuestan por la movilidad eléctrica, sin denostar otras tecnologías, así como por acelerar la transición hacia la nueva movilidad dando realidad al mercado con las tecnologías existentes haciendo que la demanda de eléctricos se vaya produciendo progresivamente.

Te puede interesar

 

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here