electrificación de flotas empresariales
Carga Super-rápida

La patronal de fabricantes de automóviles y camiones, Anfac, ha presentado un programa de 16 líneas estratégicas para impulsar la recarga del vehículo eléctrico que recoge un objetivo de hasta 360.000 puntos de recarga para 2030 (actualmente hay 8.500), así como ayudas fiscales y bonificaciones

A día de hoy, en España hay 8.500 puntos de carga. A juicio de los fabricantes la cifra es insuficiente, especialmente si llega a cumplirse el objetivo del Gobierno que cifra en cinco millones los vehículos eléctricos en circulación para 2030.

La asociación de fabricantes de automóviles y camiones ha fijado una hoja de ruta que permita desarrollar una red de puntos de carga acorde a esa volumen de circulación. Marca, para ello, tres hitos:

  • el 31 de diciembre de 2022 deberían estar en funcionamiento entre 45.000 y 48.000 cargadores
  • para 2025 deberán ser entre 110.000 y 120.000
  • a finales de 2030 la cifra de puntos de carga en funcionamiento debería oscilar entre 340.000 y 360.000

16 medidas para impulsar la red de carga en España

Advertisement

Para alcanzar el hito de 360.000 puntos de carga en 2030, Anfac propone una batería de 16 medidas agrupadas en cuatro bloques: institucionales, para eliminar las barreras administrativas, de impulso económico y de protección a los consumidores.

Las resumimos a continuación.

  1. “Para conseguir que los vehículos eléctricos ligeros puedan considerarse vehículos de primera opción y para atender a las necesidades específicas de los vehículos eléctricos en segmentos más pesados, debe garantizarse una distribución mínima de infraestructura de recarga rápida particularmente en la Red Básica de Carreteras y Red General de Carreteras del Estado”, afirma Anfac. La asociación pide un compromiso de fechas y proponer el calendario anteriormente descrito.
  2. En el ámbito interurbano, deberá además priorizarse el despliegue de puntos de recarga de acceso público de potencias iguales o superiores a 250 kW para aproximar los tiempos de recarga al del repostaje tradicional de otros combustibles
  3. Anfac aboga para que aquellas estaciones de servicio que vayan más allá de los objetivos de despliegue de infraestructura de recarga planteados en el Proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética puedan optar a una línea de subvenciones más potente y adecuada que permita al titular de la instalación que opte por esta opción sufragar los costes de la instalación de potencia superior sin un perjuicio económico
  4. La declaración de utilidad pública a los puntos de recarga de alta potencia (+250 kW) facilitada por el Gobierno es un mecanismo muy útil para facilitar el despliegue de este tipo de infraestructuras. Sin embargo, es necesario adaptar las medidas complementarias y de desarrollo para potenciar este reconocimiento
  5. Anfac estima necesaria la adopción de medidas regulatorias que faciliten la declaración de utilidad pública y la equiparación de las estaciones de recarga a las estaciones de servicio a los efectos de la normativa de carreteras.
    Nuevo punto de Vallfogona del Ripollés en Girona.
  6. Se propone que para facilitar y acortar los plazos de desarrollo de infraestructura se pueda disponer de la información sobre la capacidad de consumo de la red de distribución atribuyendo a las empresas distribuidoras la obligación de transparencia e información pública de disponibilidad de capacidad de consumo de la red de distribución que gestionen.
  7. Se proponen las siguientes medidas para fomentar el despliegue y eliminar trabas administrativas:
    • Planificación y desarrollo de un mapa público de infraestructura de recarga de acceso público
    • Definir claramente el área de la Administración responsable y el grado de implicación de la misma en el despliegue de la infraestructura de recarga pública
    • Fomentar, en la medida de lo posible, la instalación de puntos de recarga públicos en zonas de estacionamiento car sharing, paradas de taxi, carga y descarga, islas de carga … Para ello, se plantea la apertura de concesiones demaniales de suelo público municipal para la instalación y operación de infraestructura de recarga pública
  8. Propuestas a incorporar en el futuro Código Técnico de la Edificación para favorecer las infraestructuras de recarga en edificios, tanto de uso residencial privado como aquellos que pertenezcan a la Administración General del Estado o a los diferentes organismos públicos.
  9. Es prioritario el establecimiento de planes de ayuda a la instalación de puntos de carga con suficiente dotación y con instrumentos que permitan un aprovechamiento eficiente e inteligente de los fondos.
  10. Beneficios fiscales de carácter temporal en el Impuesto Especial sobre Electricidad para la electricidad suministrada a los vehículos eléctricos a través de puntos de recarga específicos para éstos, priorizando sobre los puntos de recarga de vehículos eléctricos de alta potencia (+250 kW).
  11. Flexibilizar al máximo la estructura de costes fijos a soportar por los operadores de puntos de recarga. Entre otros, de los cargos del sistema eléctrico, los cuales plantean modelos de negocio difícilmente viables, teniendo en cuenta que el número de vehículos eléctricos en la actualidad no supera el 0,2% del parque
  12. Inclusión de proyectos de reforzamiento de red necesario para la instalación de los puntos de recarga de vehículos eléctricos de alta potencia (+250kW) en los planes de inversiones anuales y plurianuales de las distribuidoras eléctricas.
  13. Creación de un registro de puntos de recarga de acceso público
  14. Facilidades para el pago en los puntos de recarga de acceso público (interoperabilidad)
  15.  evitar riesgos de arbitraje de precios
  16. No sólo es preciso disponer de la infraestructura de recarga necesaria, sino también garantizar a los consumidores la continuidad en la prestación de los servicios de recarga. Para ello, se propone que los titulares de los puntos de recarga eléctrica de acceso público que estén registrados en el Punto de Acceso Nacional de información de tráfico deberán informar sobre sus condiciones de operación, así como la posible interrupción de servicio por mantenimiento, cese de actividad y cualquier otro motivo.

Para la coordinación, ejecución y supervisión de todas estas medidas, ANFAC recomienda crear un comité de Coordinación dependiente directamente del Consejo de Ministros o de la Comisión que se constituya para la Recuperación, Transformación y Resiliencia así una Agencia estatal que coordine, ejecute y supervise el cumplimiento de los objetivos de despliegue.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here