puntos de carga en europa

Las prestaciones de los vehículos eléctricos no constituyen la principal barrera para el cliente, sino la infraestructura de carga. Cada vez son más las voces de los expertos que ponen de manifiesto que la red de puntos de carga en Europa, especialmente en España, todavía no da una buena cobertura.

Europa cuenta actualmente con más de 200.000 puntos de carga en funcionamiento. Son Francia, Alemania y Reino Unido los países que más esfuerzos han dedicado en este ámbito durante los últimos años. Si comparamos, España no tiene ni un 25% de los puntos de carga que tiene Alemania. Este dato contrasta con que nuestro país es el segundo fabricante de vehículos en Europa. Algo pasa.

Según las estadísticas facilitadas por la Comisión Europea, Alemania ya dispone de más 30.000 puntos de carga, al igual que Francia. Por detrás le sigue muy de cerca Reino Unido con más de 25.000 puntos. Al final de la tabla se sitúa España, con cerca de 10.000 puntos, e Italia, que solo dispone de 4.000.

El mercado de VE, en constante crecimiento

Aunque Europa no dispone aun de un gran parque de vehículos eléctricos, es innegable que el potencial de este mercado ya da señales de un gran crecimiento durante los próximos años. También son observables los efectos positivos que los vehículos eléctricos tienen sobre la economía y el medio ambiente.

En este sentido, Nissan es consciente de la importancia de la integración del vehículo eléctrico como método de transporte en un nuevo sistema descarbonizado. En especial, la marca trabaja en el ámbito de la infraestructura de carga como un elemento clave para la verdadera penetración de la movilidad eléctrica.

Laura Serrano, Mánager de Infraestructura y Energy Services en Nissan Iberia, explica:

“Apostar por invertir en infraestructura de carga para el vehículo eléctrico es clave para el cambio de hábitos de consumo que nos está demandando la sociedad, una sociedad que quiere una economía sostenible con una movilidad inteligente y, para ello, la mejor opción hoy en día es el vehículo eléctrico que, a su vez, necesita una mayor red de puntos de carga. Por ello, es imprescindible que los Gobiernos mantengan y refuercen la apuesta inversora por esta tecnología de carga. En el futuro inmediato será clave para la creación de valor y la  generación de riqueza para nuestro país, es la electrificación puede abrir otras vías de negocio y de empleo hasta ahora desconocidas.”

Te puede interesar

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here