Swindon Powertrain ha empezado la conversión a eléctrico de un MINI, el Swind E Classic.
Swindon Powertrain ha empezado la conversión a eléctrico de un MINI, el Swind E Classic.

Swindon Powertrain ha desarrollado un motor eléctrico universal, para todo tipo de vehículos y de reducido tamaño. Se puede acoplar a furgonetas,  coches clásicos, deportivos, turismos, quads… Y lo pueden incorporar los fabricantes para hacer híbridos sus vehículos, gracias a su reducido tamaño.

Swindon Powertrain es una compañía británica que desde 1971 suministra motores a diferentes marcas. Y lo hace para cualquier vehículo, no importa si es de carreras, furgoneta, deportivo, turismo o quad. Cuenta con fábricas en Gran Bretaña y Francia.

Ahora ha lanzado un motor eléctrico universal que ayudar, y mucho, a la movilidad sostenible. Como ejemplo, para vehículos clásicos, ya que hay muchos propietarios que estarían dispuestos a electrificar sus coches en pro de la sostenibilidad. Hemos comentado sobre ellos otras veces, pero hasta ahora, el coste de la conversión era muy alto. En algunos casos parecía impensable.

Además, y valga otro ejemplo, hay fabricantes de vehículos que no se pueden permitir el desarrollo de motores eléctricos compactos y de alta potencia. Para ellos, según dice la marca, poder tener acceso a un volumen medio de motores eléctricos supondrá una ventaja en cuanto a costes.

Cualquier vehículo, desde una furgoneta a un quad, pasando por deportivos, clásicos y turismos, pueden convertirse en eléctricos con este sistema.
Cualquier vehículo, desde una furgoneta a un quad, pasando por deportivos, clásicos y turismos, pueden convertirse en eléctricos con este sistema.

Sistema transversal de Swindon Powertrain

Swindon Powertrain ha trabajado para el proyecto HPD en asociación con el fabricante de motores eléctricos iNetic y el especialista en automoción Code. Y la financiación ha llegado de la mano de Niche Vehicle Work.

Han creado un sistema transversal ‘llave en mano’ con la mejor relación potencia/volumen del mercado. El tren motriz HPD EV de 70 kg (600 mm de ancho por 440 mm de profundidad por tan solo 280 mm de alto) es ultra compacto. Tal es así que el motor, el inversor, la transmisión y el sistema de enfriamiento se ajustan a cualquier vehículo. Es decir, cabe bajo el capó de un Mini clásico, en un quad o debajo la plataforma de carga de un vehículo comercial ligero.

El proyecto HPD estará listo para su producción en junio de 2020. El programa cubrirá la I+D y la validación, lo que facilitará aún más los costes de desarrollo para los integradores.

Este proyecto es la continuación del programa que Swindon Powertrain puso en marcha a comienzos de año para electrificar un MINI original. Integrar el sistema eléctrico en los escasas dimensiones del MINI fue todo un reto, pero lo consiguieron.

El sistema ofrece muchas ventajas para cualquier tipo de vehículo. Tiene múltiples puntos de montaje y la ubicación de los inversores y paquetes de refrigeración son flexibles. De ahí que pueda acoplarse a comerciales ligeros o a deportivos. Asimismo, las opciones de impermeabilización lo hacen adecuado para vehículos off-road.

Diferentes fabricantes de equipos originales podrán beneficiarse también de este nuevo sistema.  Lo podrían utilizar como eje para incorporar hibridación a los turismos. Incluso para las empresas especializadas en conversión de coches clásicos a eléctricos.

HPD VE powertrain.
HPD VE powertrain.

El proyecto MINI Swind E Classic

La compañía indica que sesenta años después del lanzamiento del MINI, el vehículo, convertido en eléctrico, ha vuelto a las calles. Swind E Classic combina un cuerpo completamente restaurado y un tren motriz a medida desarrollado internamente por Swindon Powertrain.

Conserva el mismo aspecto, proporciones y espíritu del Mini original, pero con un motor de 80kw a medida y una transmisión que aseguran su respuesta sin emisiones.

El motor y la caja de cambios originales se han remplazado por un motor de 108 CV. El MINI es capaz de llegar de 0 a 100 km/h en 9.2 segundos y de alcanzar 130 km/h. Una batería de iones de litio de 24kWh ofrece una autonomía de 200 km y se carga en cuatro horas con un conector tipo 2.

La conversión agrega 80 kg al peso total del automóvil, pero sus proporciones no cambian y una distribución de peso de 57:43, en comparación con el 68:32 original. Cada Swind E Classic también recibe nuevos frenos que permiten la frenada regenerativa. Además, incorporan una nueva suspensión y una protección anticorrosiva contemporánea.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here