Proyecto E-Mobility-Lab Hessen
El proyecto E-Mobility-Lab Hessen es un paso adelante de Opel en su estrategia eléctrica

El centro de ingeniería de la sede de Opel en Russelsheim se convertirá en un laboratorio para la movilidad eléctrica. El proyecto se llama E-Mobility-LAB Hessen y tendrá una duración de tres años. Lo ha anunciado la compañía y ha añadido que investigará sobre la configuración ideal de la red eléctrica del futuro.

Si en alguna ocasión hicimos referencia a los cambios que la adquisición de Opel por PSA podría traer, las dudas se despejan. “Opel será eléctrica”, ha dicho su presidente y las noticias lo avalan.

Opel instalará un sistema inteligente de carga e infraestructura para automóviles eléctricos en su Centro de Ingeniería. La instalación de las primeras estaciones en Rüsselsheim y en el Centro de pruebas de Rodgau-Dudenhofen comenzará en pocos meses. En el proyecto colaborarán la Universidad de Kassel, FLAVIA IT, PLUG’n CHARGE y especialistas en infraestructura de carga.

El proyecto “E-Mobility-LAB Hessen” está programado para recibir apoyo del Ministerio de Economía, Energía, Transporte y Desarrollo Estatal de Hesse. El Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) proporcionará los recursos.

El concepto se ha desarrollado junto al centro de investigación de la “House of Energy” de transición energética de Hesse.

E-Mobility-LAB Hessen, estrategia eléctrica de Opel

La creación de este laboratorio es un paso adelante de Opel para conseguir un papel destacado en la movilidad eléctrica. Es también uno de los objetivos del plan estratégico PACE!

4 modelos eléctricos de Opel para fin de 2020
El fabricante alemán tendrá cuatro modelos electrificados en su gama para finales de 2020.

El fabricante alemán tendrá cuatro modelos electrificados en su gama de producto para finales de 2020. Opel anuncia que éstos ofrecerán una gran diversión de conducción y acelerarán la demanda de coches eléctricos. Han informado, igualmente, que habrá una versión electrificada de cada línea de modelos Opel para 2024.

Michael Lohscheller, presidente y consejero delegado de Opel, ha dicho al respecto:

“Opel será eléctrica. Ahora estamos creando la infraestructura de carga requerida en nuestro Centro de Ingeniería en Rüsselsheim y, al mismo tiempo, apoyamos la política y a las autoridades en la creación de una infraestructura de carga adecuada. Una cosa está clara: la movilidad eléctrica solo será un éxito si el desarrollo de los vehículos y la expansión de la infraestructura de recarga van de la mano”.

Por su parte, Tarek Al-Wazir, viceprimer ministro del Estado Federal de Hesse, ha añadido:

 “La transición energética está en marcha, ahora debemos avanzar en la transición del transporte, especialmente en el estado de Hesse, donde aproximadamente la mitad de la demanda de energía se puede atribuir al transporte. Es por eso que estamos impulsando la movilidad eléctrica mediante, entre otras cosas, el apoyo generalizado para la infraestructura de carga. Estamos encantados de que un fabricante de automóviles como Opel, que pertenece a este estado, vaya a desempeñar un papel innovador y orientador en el desarrollo de la movilidad del mañana”.

Energía almacenada en baterías

Además, en el Centro de Pruebas de Rodgau-Dudenhofen se instalará un almacenamiento modular de baterías. Reutilizará para ello las baterías del Opel Ampera, almacenando temporalmente la electricidad. Esta aplicación llamada “segunda vida” estacionaria servirá para mitigar los picos de carga y, por tanto, estabilizará la red eléctrica. Un total de 18 baterías de vehículos se reutilizarán en el almacenamiento de baterías. La capacidad sería suficiente para suministrar electricidad a un hogar de cuatro personas durante un mes.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here