Tal y como afirma Ford, el Mustang Mach-E se ha concebido para
Tal y como afirma Ford, el Mustang Mach-E se ha concebido para "hacer sonreír a Europa".

Los equipos de ingeniería de Ford han trabajado en todo el mundo para desarrollar un Mustang Mach-E eléctrico y electrizante”. La experiencia de conducción que ofrece, augura la marca, hará sonreír a Europa. El coche ofrece una verdadera experiencia de conducción Mustang a los clientes de todo el mundo.


Para conseguirlo, añade la marca, nadie mejor que el equipo de las instalaciones de pruebas de Ford en Lommel, Bélgica. Allí conocen perfectamente a los usuarios del Viejo Continente, saben qué es lo que altera el pulso de los conductores europeos y qué los relaja.

En Bélgica, las características de suspensión, dirección, motor e incluso tecnología de asistencia al conductor se combinaron para crear un atractivo Mustang Mach-E. Lo hemos comentado otras veces: el coche cumple con las expectativas de los conductores europeos para el primer Ford concebido desde cero como eléctrico.

Según Geert Van Noyen, gerente de dinámica de vehículos de Ford Europa:

“Con la tecnología actual podemos adaptar un vehículo en el mundo virtual, de manera que nuestros primeros prototipos van encaminados a ofrecer el carácter adecuado; sin embargo, ese último 10 por ciento crítico sólo puede definirse en la carretera.

“La plataforma totalmente eléctrica del Mustang Mach-E nos permite adaptar la excelente experiencia de conducción al volante a la carretera de montaña Trollstigen en Noruega, la autobahn alemana o las carreteras secundarias británicas”.

Ford Mustang Mach-e

Explica Ford que la clave del carácter intrínsecamente deportivo del Mustang Mach-E son los motores eléctricos de respuesta que accionan las ruedas; así como una batería bajo el suelo que hace posible un centro de gravedad bajo.

Los 100 km de pistas de pruebas de las instalaciones de pruebas de Lommel recrean superficies de muy distintas carreteras: desde el pavimento belga hasta los adoquines franceses. Además, presentan réplicas de superficies de carreteras de países como el Reino Unido, Alemania y España. Todo ello ha permitido que los ingenieros de Ford incorporaran un característico toque europeo al vehículo.

El coche ha estado de pruebas por Noruega.
El coche ha estado de pruebas por Noruega, consiguiendo superar las expectativas.

Las carreteras típicamente estrechas y reviradas de Europa, con límites de velocidad altos, requieren respuestas únicas de la dirección conectada y segura del Mustang Mach-E. Y, además, el apoyo de ajustes seleccionados seleccionados para amortiguadores y barras antivuelco del sistema de suspensión.

Incluso los neumáticos se han elegido especialmente para ofrecer el equilibrio ideal de agarre y confort de conducción para distintas carreteras y diferentes climas europeos.

También fue necesario conseguir una conducción suave y estable para las altas velocidades de las autopistas europeas.

Tecnologías de asistencia

Importante también lo relacionado con las tecnologías de asistencia al conductor, muy presentes en el continente. Entre ellas: el Control de Crucero Adaptativo con Stop & Go; el Reconocimiento de Señales de Velocidad; el Centrado de Carril. Fue necesario el reconocimiento de señales y marcas de carriles en todo el continente para conseguir una conducción relajada e intuitiva.

Además, la entrega inmediata de energía eléctrica proporciona las respuestas favoritas de los conductores europeos. El sistema de tracción a las cuatro ruedas del Mustang Mach-E aplica el par de forma independiente a las ruedas delanteras y a las traseras. Eso mejora la aceleración y la conducción. Los ingenieros de Ford probaron rigurosamente el sistema. Así asegura que:

Ofrezca la quintaesencia de la tracción trasera del Mustang en condiciones meteorológicas que van desde la nieve escandinava hasta el verano español”.

La experiencia de conducción también se basa en los diferentes modos, que ajustan la dirección, el acelerador y la sensación de desaceleración; incluso la iluminación y los sonidos, para conseguir que la experiencia sea la mejor en cada momento para el conductor.

Pruebas en Noruega

El Mustang Mach-E ha estado de pruebas por Noruega para comprobar el funcionamiento diario del modelo usando la infraestructura de carga existente.

En condiciones reales, el modelo de batería de autonomía extendida y tracción a las cuatro ruedas con una autonomía de conducción WLTP de 540 km superó las expectativas de eficiencia energética. Viajó 484 km sin parar desde Oslo a Trondheim, terminando el viaje con el 14% de la capacidad restante de la batería.

El Mustang Mach-E ofrece una autonomía de conducción WLTP eléctrica de hasta 610 km en configuración de batería de autonomía extendida y tracción trasera. Las pruebas más recientes muestran que el tiempo de carga ha mejorado en casi un 30%, con respecto a las estimaciones iniciales. Alcanza 119 km de autonomía en 10 minutos utilizando la carga rápida IONITY, cuando está equipado con una batería de autonomía extendida y tracción trasera.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here