recarga de vehículo eléctrico

Recientemente hemos tenido noticia de dos hechos muy relevantes que impactan de forma positiva y directa en la promoción de la movilidad sostenible, así como de la infraestructura de recarga de vehículo eléctrico en nuestro país.

Por un lado el anuncio del Gobierno del Estado de querer desplegar 100.000 puntos de recarga de acceso público en los próximo 4 años como parte del fondo europeo Next Generation y por otra parte, el hecho de que se está trabajando y consensuando la próxima reforma del CTE (Código Técnico de Edificación) que se espera sea vigente para el año 2021 y en la que se va a incluir un nuevo documento HE-6 que concreta los entornos de edificios existentes donde va a ser preciso implantar instalaciones de canalizaciones y de infraestructura de recarga de vehículo eléctrico.

Analizada la información sobre las previsiones de implantación de infraestructuras de recarga anunciadas por el Gobierno para los próximos años resulta factible desde un punto de vista industrial, ya que en España y en particular en Cataluña, destacan por albergar algunos de los fabricantes de infraestructuras de recarga más importantes a nivel internacional, siendo una potencia exportadora de reconocido prestigio en la materia.

Barreras administrativas

El problema está principalmente localizado en las trabas administrativas que encuentran los operadores de recarga para llevar a cabo la instalación y operación de estas infraestructuras de recarga para  vehículos eléctricos.

Esta serie de afectaciones resultan una de las barreras más importantes que justifican en parte porque España sigue siendo a día de hoy uno de los países que está en la parte de atrás de Europa en cuanto al ratio de implantación de puntos de recarga en autopistas y autovías por cada 100km.

recarga de vehículo eléctrico

Por lo que respecta a la inminente reforma del CTE, se considera que el lanzamiento del capítulo HE-6 relacionado con infraestructuras de recarga es una gran oportunidad de converger con otros países europeos que ya obligan desde hace unos años a implantar puntos de recarga en edificios existentes ante determinadas reformas significativas y en un porcentaje de plazas de garaje  más elevado (10%) del que se pretenden aprobar con esta reforma (2,5%).

El nuevo CTE concreta que antes del 1 de enero de 2023, todos los edificios de uso distinto al residencial privado que cuenten con una zona de uso aparcamiento con más de veinte plazas, ya sea en el interior o en un espacio exterior adscrito, deberán cumplir la exigencia relativa al número mínimo de estaciones de recarga establecida por el Código Técnico de la Edificación de al menos 1 punto de recarga por cada 40 plazas (2,5%).

Este hecho tendrá un impacto económico muy positivo para el segmento de proyectos de instalación eléctrica y para todo el entorno implicado de fabricantes de  canalizaciones, cableado, infraestructuras de recarga de vehículo eléctrico y de soluciones de explotación de estas infraestructuras ya que se prevé un efecto multiplicador considerable a la demanda de estas soluciones para nichos de mercado muy diversos como hoteles, oficinas, empresas, universidades, edificios de administraciones públicas, comunidades de propietario parkings adscritos a conjuntos inmobiliarios diversos, de una forma muy superior a la que supuso la implantación de la ITC-BT 52 en el año 2015.

¿Qué ofrece Simon?

En este sentido, Simon ofrece una solución completa que va desde la propuesta más adecuada de configuración del cargador de vehículo eléctrico hasta la solución óptima de gestión que puede variar desde soluciones sencillas prepago hasta soluciones Smart conectadas integradas un Cloud de Gestión IoT mediante sus soluciones de gestión de balanceo de carga de V.E.

recarga de vehículo eléctrico

Los principales beneficios para empresas de la solución de Simon

Los principales beneficios que puede conseguir una empresa que contrate la solución de Simon son los siguientes:

  • Fidelizar clientes actuales y atraer nuevos clientes.
  • Generar una nueva e importante fuente de ingresos.
  • Ganar visibilidad sostenible y responsable con el medio ambiente.
  • Mostrarse como un negocio adaptado al futuro y a los cambios inminentes que están por llegar.
  • Aumentar la visibilidad de la empresa, formando parte de una red global de puntos de recarga.
  • Disfrutar de un proceso totalmente automatizado.
  • Gestionar fácilmente recargas y zonas de recarga, reservas, pagos, usuarios, tarifas, incidencias y flotas de vehículos en tiempo real.
  • Acceder a estadísticas e informes adaptados 100% a las necesidades de la empresa gracias al centro de control de Simon.
  • Proporcionar una aplicación gratuita a los clientes para gestionar sus recargas.

Te puede interesar

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here