Las obras de los supercargadores

0
406

Los supercargadores de Tesla son uno de los factores más importantes del éxito del Model S en Estados Unidos y en algunos países de Europa. Las obras necesarias son sencillas y su número crece casi día a día. No es fácil seguir la pista de las nuevas inauguraciones.

Con las capacidades de batería que maneja Tesla, muy por encima de las de los demás fabricantes es necesario ofrecer al cliente del Model S una forma de recargar rápida, segura y, muy importante, gratuita para la versión de 85 kWh. En el caso de la versión de 60 kWh el acceso a los supercargadores requiere un pago de 2.000 dólares (2.500 $ si se contrata después de la compra).

¿Qué hace falta para construir uno? El que mostramos en este artículo abrió sus puertas en 2012. Está situado en Goodland, Kansas, en el hotel Holiday Inn Express y consta de 6 puestos de recarga.

Como se puede ver en las fotos (el vídeo alojado en youtube fue retirado por su propietario) la obra no requiere trabajos de gran envergadura y, en este caso, pudo ser acabada en tan solo 11 días. Por fases las obras requieren la excavación de trincheras para el alojamiento de los cables, la instalación de los mismos en las zanjas y la conexión al centro de distribución de energía que a su vez está conectado a un transformador que proporciona la energía. Posteriormente hay que realizar el montaje de los equipos de carga, la configuración del software y los trabajos de urbanización y acceso a la zona de estacionamiento. Previamente son necesarios todos los trámites administrativos para lograr los permisos y las licencias necesarias para el arranque de las obras.

Fuente: Teslarati

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here