Guía del vehículo eléctrico en Castilla y León

0
529

La movilidad eléctrica castellano-leonesa está de enhorabuena ya que se ha presentado lo que podría ser considerado la Biblia del vehículo eléctrico. El Ente Regional de la Energía de Castilla y León (EREN), en colaboración con la Dirección General de Industria e Innovación Tecnológica y 21 Ayuntamientos de Castilla y León ha presentado “La guía del vehículo eléctrico en Castilla y León”, con el fin de impulsar y difundir la penetración de este tipo de vehículo en la Comunidad. 

La publicación de esta guía viene determinada por la necesidad de establecer unas orientaciones sobre el desarrollo de la alternativa eléctrica frente al vehículo convencional, y mostrar al mismo tiempo el carácter activo de Castilla y León en el desarrollo de la sostenibilidad.

Precedentes

La Comunidad cuenta con más de 1,3 millones de turismos de un total de 1,8 millones de vehículos. A pesar de la reducción de la mejora de la eficiencia energética de los nuevos vehículos, hay que tener en cuenta que en Castilla y León el parque es muy viejo y por tanto son menos eficientes y más contaminantes. Según cálculos del propio Ente Regional de la Energía, el gasto energético de gasolinas, gasóleos y fueles durante 2011 fue de casi 3,5 millones de TEP (toneladas equivalentes de petróleo), lo que representa no sólo un gran consumo sino una elevada carga para la balanza comercial de la Comunidad. Por otro lado, el número de desplazamientos que se produce diariamente, por motivos de trabajo principalmente,(más del 75 %) se hacen en trayectos de menos de 50 km, ideales para los vehículos eléctricos.

Objetivos

El principal objetivo de esta guía es la de informar, formar y difundir a los ciudadanos, empresas y entidades relacionadas con la movilidad eléctrica, no sólo una panorámica de los últimos hitos en el sector, sino también la normativa aplicable, especificaciones técnicas y los últimos desarrollos disponibles. Incluye una descripción de la tecnología de vehículos y puntos de recarga, recomendaciones técnicas para el desarrollo y gestión de puntos de recarga (ya se encuentran instalados unos 100 puntos en municipios como Ávila, Benavente, Burgos, León, Palencia, Salamanca y Valladolid), los trámites administrativos necesarios para la implantación de puntos de recarga, una recopilación de la normativa y otros documentos de interés.

El segundo objetivo de la guía es el diagnóstico de los 21 municipios participantes, en cuanto a las posibilidades que ofrecen para implantar la movilidad eléctrica. Estos diagnósticos se han realizado a partir de la recopilación de flotas municipales, encuestas a ciudadanos y a empresas, propuestas de ubicación de puntos de recarga etc. y se entregarán a cada Ayuntamiento para que sean tomados como referencia a la hora de desarrollar políticas de Movilidad Eléctrica.

En Castilla y León, en este último año, se han concedido ayudas a 145 vehículos eléctricos (eléctricos enchufables), incluyéndose los vehículos subvencionados por el IDAE, y adquiridos la mayor parte por Pymes y empresas, siguiendo la adquisición por parte de administraciones públicas locales.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here