Las ayudas en Francia podrían llegar hasta los 10.000 euros

0
470

A partir de abril todos aquellos conductores que entreguen un vehículo diésel de más de 10 años y se hagan con uno eléctrico recibirán un descuento de 10.000 euros en la factura del nuevo coche, una medida que busca reducir la contaminación en las ciudades francesas.

Las grandes ciudades francesas empiezan a ver como un gran problema la calidad del aire que se respira en ellas. Y parecen estar dispuestos a solucionar esta situación. La ministra de Energía del país galo, Segolene Royal, ha anunciado un plan mediante el cual el gobierno entregará 10.000 euros a aquellos conductores que compren un vehículo eléctrico y entreguen a cambio un viejo coche diésel de más de 10 años de antigüedad.

Esta política viene a cambiar las que, con anterioridad, han beneficiado la compra de motores diésel frente a los de gasolina, lo que ha generado que en la actualidad 4 de cada 5 coches que circulan por Francia quemen gasoil. Coches antiguos, sin sistemas de retención de partículas, una de las emisiones más peligrosas junto con el NO2.

Las medidas anticontaminación empiezan a escucharse alto y claro entre muchos de los dirigentes de las ciudades. Francia es uno de los países que más está legislando para eliminar la contaminación ambiental. Un ejemplo de ello es el plan para erradicar los vehículos diésel en el año 2020 presentado por la alcaldesa de Paris Anne Hidalgo y del que tenéis más información en este enlace. Iniciativas como Autolib, un carsharing de vehículos eléctricos, también en París, son otro recurso para contaminar menos y transportarse por la ciudad. Madrid está intentando seguir estos pasos. Sin ir más lejos  la capital española ha aprobado un programa de restricción de tráfico del que os hablábamos en este enlace.

La reducción de precios favorecerá  la venta de coches eléctricos. Por ejemplo, se podrá adquirir un Renault Zoe  por tan solo 12.400 euros más el alquiler de batería. Esto puede darle un empujón muy importante a este sector al que algunos analistas ya habían sentenciado y al auguraban un parón en las ventas, al haber alcanzado ya muchos de sus clientes potenciales y no tener capacidad de generar nuevos.

Fuente: GreenCarCongress

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here