El Solar Impulse se quedará un año en tierra en su intento de dar la vuelta al mundo

0
445

Tras sobrevolar el Océano Pacífico recorriendo 8.253 km durante cinco días y cinco noches sin parar el Solar Impulse II se ha quedado sin fuerzas. Sus baterías sufrieron tanto durante la travesía que descansará hasta abril de 2016.

Su energía proviene solo del sol. Durante el día vuela gracias a la energía producida por sus paneles fotovoltaicos. Durante la noche gracias a sus baterías que almacenan la energía sobrante. Pero estas no han podido más y han quedado exhaustas tras lograr el hecho histórico de sobrevolar los 8.253 km del Océano Pacífico. 

Hawaii, United States of America, July 5, 2015: A public visit is organized in the Solar Impulse hangar, welcoming the local people of Hawaii. The First Round-the-World Solar Flight will take 500 flight hours and cover 35’000 km, taking five months to complete. Swiss founders and pilots, Bertrand Piccard and André Borschberg hope to demonstrate how pioneering spirit, innovation and clean technologies can change the world. The duo will take turns flying Solar Impulse 2, changing at each stop and will fly over the Arabian Sea, to India, to Myanmar, to China, across the Pacific Ocean, to the United States, over the Atlantic Ocean to Southern Europe or Northern Africa before finishing the journey by returning to the initial departure point. Landings will be made every few days to switch pilots and organize public events for governments, schools and universities.

Los daños irreversibles a ciertas partes de las baterías requerirán reparaciones que llevarán varios meses. En paralelo, el equipo de ingeniería de Solar Impulse estudiará varas opciones para establecer mejores procesos de refrigeración y calentamiento para vuelos muy largos”, indica el equipo del avión en su página web.

A pesar del duro trabajo del equipo del avión propulsado únicamente con energía fotovoltaica para reparar las baterías que se recalentaron en el épico vuelo oceánico de Nagoya a Hawai, sobre el Océano Pacífico, el Solar Impulse, el proyecto de los suizos Bertrand Piccard y André Borschberg se quedará definitivamente en Hawai hasta principios de la primavera 2016.

Sobrecalentamiento de las baterías

Después de la etapa más larga y más difícil del viaje de vuelta al mundo, que duró 5 días y 5 noches (117 horas y 52 minutos), el Solar Impulse se someterá a las reparaciones de mantenimiento en las baterías debido a los daños causados por el sobrecalentamiento.

Durante la primera ascensión en el primer día del vuelo de Nagoya a Hawai, la temperatura de las baterías aumentó debido a un rápido ascenso y exceso de calor en las alturas y a un sobreaislamiento de las góndolas. Y aunque el equipo de la misión estaba monitoreando las baterías a lo largo del vuelo, no había manera de disminuir la temperatura durante la travesía, ya que cada ciclo diario requiere un ascenso a 28.000 pies y descenso para una óptima gestión de la energía. solar impulse hawai - 700

En general, el avión realizó muy bien el vuelo. El daño a las baterías no fue un fallo técnico o una debilidad de la tecnología, sino más bien un error de evaluación en términos del perfil de la misión y las especificaciones de diseño de refrigeración de las baterías. No se había anticipado correctamente que la temperatura de las baterías en un rápido ascenso/descenso en los climas tropicales era muy diferente a climas más septentrionales.

El daño irreversible ocasionado a ciertas partes de las baterías requerirá reparaciones que llevarán varios meses. En paralelo, el equipo de ingenieros de Solar Impulse estudia varias opciones para mejorar los procesos de refrigeración y calefacción durante largos vuelos.

Se queda en Hawai

La aeronave permanecerá en un hangar del aeropuerto de Kalaeloa, en Hawai, y el año que viene se iniciarán vuelos de prueba de los nuevos sistemas instalados en las baterías.

Los vuelos de verificación en el post-mantenimiento se iniciarán en 2016 para probar las nuevas baterías con nuevos sistemas de calefacción y refrigeración. La misión de dar la vuelta alrededor del mundo se reanudará a principios de abril desde Hawai a la costa oeste de EEUU. A partir de ahí Solar Impulse llegará hasta el aeropuerto JFK de Nueva York antes de hacer la travesía del Atlántico a Europa y luego regresar al punto de partida en Abu Dhabi.

Una derrota no es el final

Para el equipo del Solar Impulse los reveses son parte de los desafíos de un proyecto que está empujando los límites tecnológicos hacia un futuro aún desconocido. Solar Impulse tratará de completar el primer vuelo solar alrededor del mundo jamás realizado en 2016 y este retraso de ninguna manera influirá en los objetivos generales de esta iniciativa pionera.

http://www.youtube.com/watch?v=toZlL0n3S4A

Fuentes:  Energy News y Solar Impulse

Vídeo: Youtube (Solar Impulse)

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here