BMW i5, la importancia del híbrido enchufable

0
572

BMW ha apostado muy fuerte por la movilidad eléctrica, no solo creando una submarca con productos tan especiales como el i3 y el i8, sino introduciendo la tecnología híbrida enchufable eDrive en el resto de la gama.

Nada hay oficial sobre que BMWi esté preparando un futuro i5. Las declaraciones de algunos de sus dirigentes sobre los planes de futuro del fabricante bávaro encienden la mecha de los rumores que ya lo han puesto en el mercado en varias ocasiones para los próximos años. Según las últimas informaciones BMW estaría pensando en dar el salto a una segunda generación de híbridos enchufables cuyas características les permitirían funcionar la mayor parte del tiempo como vehículos eléctricos.

El i5 sería el primer representante de esta familia, un deportivo híbrido con mucha más capacidad eléctrica que el BMW X5 eDrive, un SUV que será lanzado próximamente y que será el primero de la familia eDrive, cuyas características eléctricas alcanzan un máximo de 50 kilómetros sin arrancar el motor de gasolina.

Los híbridos actuales incorporan un motor de gasolina, que, aun circulando a bajas velocidades, necesitan arrancar en las aceleraciones y está constantemente funcionando a velocidades de autopista. Está asistido por un motor eléctrico con una autonomía limitada. El i5 estrenaría una  tecnología ya está siendo desarrollada por BMW.

El sistema presentado en noviembre del año pasado utiliza un motor eléctrico de 200 kW (268 CV) que acciona las ruedas traseras de un BMW Serie 5 GT. Con las baterías, de 20 kWh, pretende cumplir el objetivo de  maximizar el tiempo en el que el vehículo es capaz de moverse mediante el motor eléctrico, a velocidades moderadas, cuando no se superen los 60 km/h.

bmw i5 2018 - 700

Para recorrer distancias más largas y a mayor velocidad incorpora un motor de gasolina delantero de 201 CV (150 kW). La potencia total del conjunto es de 670 CV (500 kW) y, según BMW, es capaz de realizar dos tercios de todos sus trayectos en modo totalmente eléctrico.

Lo que no conocemos es si este nuevo sistema será realmente montado en un vehículo de BMWi cuya filosofía identificativa no está solo en el sistema de propulsión sino en los materiales utilizados, como el plástico reforzado con fibra de carbono para la carrocería o el aluminio para el chasis. La llegada de este vehículo, según Autobild, está prevista para el año 2018 con una producción de 30.000 unidades al año y a un precio por debajo de las seis cifras.

Fuente: GreenCarReports

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here