Factoría de Sindelfingen de Mercedes Benz

La factoría de Sindelfingen en Alemania es la fábrica seleccionada por Mercedes-Benz para la fabricación de su próxima gama de vehículos eléctricos bajo la marca EQ, a partir de 2019.

La fábrica de Sindelfingen, situada  cerca de Stuttgart, es la encargada en la actualidad de fabricar las series S y E de Mercedes. Esta ha sido la planta elegida para su nueva marca de vehículos eléctricos EQ, que debutará en 2019 con el todoterreno presentado en parís el año pasado.

La coches eléctricos que fabricará EQ se basan en una arquitectura desarrollada específicamente para albergar los componentes específicos de los coches eléctricos. Además es una plataforma escalable y que permite diferentes formatos de carrocería, desde cupés, pasando por compactos, berlinas de diferentes dimensiones y todoterrenos.

Presentación Mercedes EQ en el Salón de París
Presentación Mercedes EQ en el Salón de París

Esta plataforma tiene capacidad para variar la distancia entre los ejes, entre los que se sitúa la batería, en la parte baja del coche, dejando espacio sobre ambos ejes para situar la motorización y la electrónica.

La intención de Mercedes-Benz para 2025 es tener en el mercado hasta 10 nuevos modelos eléctricos que sumarán del 15 al 25 por ciento de  todas sus ventas. Estos nuevos modelos se situarán en todos los segmentos del mercado.

La marca EQ, componente fundamental de esta nueva estrategia corporativa para la movilidad del futuro que se resume bajo el acrónimo CASE (connectivity, autonomous driving, flexible use and electric drive) que representan los cuatro pilares estratégicos: Conectividad, Conducción Autónoma, la flexibilidad y el accionamiento eléctrico que Daimler está desarrollando de forma sistemática y que se enlazan de forma inteligente

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here