Kandi EV, el fenómeno eléctrico de carsharing en China

0
496

Hace ya más de dos años la empresa china Kandi Technologies firmó un acuerdo con la ciudad de Hangzhou por el que se comprometía a suministrar 20.000 vehículos eléctricos para un programa piloto de carsharing que  se iba a poner en marcha.

A principios del año pasado Kandi y Shangai Maple anunciaron la creación de una empresa conjunta, con participación 50/50, Zhejiang Kandi Electric Vehicles Investment, cuya razón social era la investigación, el desarrollo, la producción, la comercialización y la venta de vehículos eléctricos en China. Su capital social era de 160 millones de dólares.

El concepto de carsharing implementado en la ciudad de Hangzhou toma como referencia operativa el sistema de bicisharing de la ciudad, uno de los más grandes del mundo, con más de 60.000 bicicletas y 2.340 estaciones de intercambio y que ya se ha extendido a 19 ciudades de China como Shangai o Pekín.

El Kandi EV se parece mucho al antiguo Smart ForTwo, tanto que sería difícil para su diseñador negar de donde le vino la “inspiración” estética. Y en eso es en todo lo que se le parece. Porque en el resto se nos parece más al GreenGo Icar0 del que ya hablamos en su día. Porque el Kandi EV es un pequeño coche eléctrico cuya velocidad máxima es de 80 km/h y que alcanza una autonomía de 120 kilómetros.

El sistema de alquiler de la ciudad funciona únicamente con este coche y las estaciones en este caso no son tan sencillas como las que se usan para las bicicletas. Se trata de unas estructuras de varios pisos, en las que se “expende”, cual lata de refresco, solamente el Kandi EV de forma automatizada. El precio del alquiler es de 3,25 $ por hora. Pero también es posible adquirir los coches mediante un contrato de leasing de 1 a 3 años de duración en el que se paga una cuota mensual que ronda los 130-160 dólares y que incluye el seguro, el mantenimiento y la energía eléctrica consumida, puesto que este pequeño utilitario incorpora un sistema de intercambio de baterías controlado por la empresa. La operación se realiza de forma manual en  los garajes que incluye el programa y es la empresa la que se encarga de la recarga de estas baterías.

Mediante una empresa conjunta formada al 50% con la propietaria de Volvo, Geely Automotive,  que sería el fabricante, Kandi, como gestor del servicio, pretende construir 750 de estos aparcamientos solamente en la ciudad de Hangzhou, para los que prevé la fabricación de 100.000 vehículos. Posteriormente el modelo se extenderá a otras ciudades como Shangai, Shandong y Hainan.

kandi ev - 700En el mes de julio el Kandi EV ha sido el coche eléctrico más vendido en China con 1.500 matriculaciones. El total anual es de más de 6.800 vehículos, superando con creces las cifras del año pasado en el que el total de ventas fueron de 4.694 unidades. Solo en el segundo trimestre de este año ya había igualado esas cifras.

Vídeo: Youtube (Aaron Rockett)

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here