El BMW 530e iPerformance
El BMW 530e iPerformance

El BMW 530e iPerformance, la versión híbrida enchufable de la serie 5 ya tiene precio confirmado en España. Estará disponible desde  60.500€ y ya es posible realizar el pedido del coche en los concesionarios.

Tal y como BMW anunció tras la llegada de las versiones gasolina y diésel, haría su aparición el BMW 530e, la versión híbrida enchufable que se une a la serie iPerformance.

Para diferenciar esta versión del resto de la gama hay que fijarse en las varillas de los riñones de la calandra, de color azul, en el emblema ‘eDRIVE’ en el pilar o la nomenclatura específica en el anagrama trasero ‘530e’. También lo diferencia la tapa y el conector de corriente en la aleta delantera izquierda. Por dentro, el pulsador específico ‘eDrive’, las molduras de entrada o ciertas indicaciones en el cuadro de instrumentos.

Mecánica del BMW 530e iPerformance

50 kilómetros de autonomía eléctrica, hasta ahora la mayor de la gama BMW iPerformance

Las cifras de homologación en cuanto a consumo y emisiones de esta versión son 1,9 l/100 km en ciclo mixto y unas emisiones combinadas de 44 g/km de CO2. En este caso la batería le permite una autonomía eléctrica de 50 kilómetros, 10 más que la de su hermano pequeño, el BMW 330e.

El motor de combustión es de 2.0 litros BMW TwinPower Turbo que desarrolla 184 CV entre 5.000 y 6.500 rpm y un par máximo de 290 Nm entre 1.350 y 4.250 rpm. El motor eléctrico aporta una potencia de 70 kW (95 CV) y un par máximo de 250 Nm.  En conjunto, ambas mecánicas aportan al eje trasero una potencia máxima de 252 CV y un par máximo de 420 Nm. La aceleración de 0-100 km/h en se logra en 6,2 segundos y la velocidad máxima es de  235 km/h.

Puerto de recarga del El BMW 530e iPerformance
Puerto de recarga del El BMW 530e iPerformance

La situación del motor eléctrico, delante de la caja de cambios Steptronic de 8 velocidades permite que cuando en modo eléctrico se utilice también la relación de la transmisión. Según BMW de esta forma puede evitarse el uso de convertidor de par, lo que compensa favorablemente el exceso de peso del motor adicional.

La batería, de 9,2 kWh de capacidad, se sitúa debajo del asiento trasero y ocupa parte del maletero por lo que su volumen se ve reducido de 530 a 410 litros. Cuenta con sistema de refrigeración líquida. La recarga en un wallbox a 3,7 kW de potencia tarda unas tres horas en completar la carga. Si se utiliza un enchufe convencional tipo schuko la recarga se realiza en aproximadamente cinco horas.

Modos de conducción del BMW 530e iPerformance

El nuevo BMW 530e iPerformance dispone de los modos de conducción proporcionados por el Driving Experience Control  y los modos de conducción específicos propio de los coches híbridos de la marca.

  • AUTO eDRIVE. El sistema optimiza el uso del motor de combustión y del eléctrico con el que se puede circular a una velocidad máxima de  90 km/h. Es el modo de conducción que arranca por defecto cada vez que se pone en marcha el vehículo.
  • MAX eDRIVE. Es el modo eléctrico puro. La velocidad máxima permitida con el motor eléctrico es de 140 km/h. En situaciones excepcionales, con máxima carga sobre el pedal del acelerador (kick-down), el motor de combustión asiste al eléctrico para una entrega de potencia puntual en situaciones que el conductor lo requiera.
  • BATTERY CONTROL. El conductor tiene la posibilidad de ajustar manualmente el nivel de carga de la batería de que quiere mantener para una conducción puramente eléctrica (entre 30% y 100%). El control de batería inteligente mantiene el nivel de carga en el seleccionado o lo eleva al valor ajustado, utilizando el motor eléctrico como generador. De esta forma es posible conservar la energía en mientras se circula por autopista y luego utilizarla, para una conducción sin emisiones, en la ciudad.

Galería de fotografías

Responsive Flickr Gallery Error - Photoset not found


 

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here