Alstom España

Alstom España se ha adherido como miembro de pleno derecho a AEDIVE (Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso del Vehículo Eléctrico): su objetivo es implementar el desarrollo de proyectos de carga eléctrica en el transporte de pasajeros y mercancías. 

En el desarrollo de un transporte eficiente y sostenible, es fundamental implementar medidas que permitan los sistemas de transporte colectivos y Alstom España lleva años trabajando en el desarrollo de tecnología para trenes en este campo.

Uno de los retos a los que nos enfrentamos es conseguir electrificar el transporte en el ámbito interurbano: cuando se trata de los desplazamientos en los núcleos urbanos, la mejor alternativa pasa por el vehículo eléctrico, desde el uso del vehículo particular o el transporte público, pasando por el car sharing y las demás alternativas ya vigentes. Sin embargo, cuando se trata del transporte de mercancías y personas a gran escala entre ciudades, aún queda mucho por hacer.

Alstom facturó 6.900 millones de euros en el ejercicio fiscal 2015-2016. Cuenta con presencia en más de 60 países y emplea a más de 30.000 personas en todo el mundo.

Alstom trabaja en el sector del ferrocarril. Sin embargo, las soluciones que aporta en este sector pueden ser aplicadas al ámbito de los autobuses y del transporte de mercancías en carretera. En concreto, Alstom ya trabaja en dos proyectos que podrían tener aplicaciones en este sector.

Alimentación Por Suelo

Alstom está trabajando en la tecnología APS (Alimentación Por Suelo). Uno de los grandes problemas a los que nos enfrentamos en el transporte interurbano es la necesidad de disponer de una batería con suficiente capacidad como para cubrir los trayectos: la tecnología APS se lleva implementando en diversos sistemas tranviarios desde hace más de una década.

Alstom España
La tecnología de alimentación por suelo permitiría no depender de las baterías eléctricas para poder recorrer grandes distancias interurbanas.

Junto con Volvo, Alstom está trabajando en un proyecto que permita desarrollar carreteras eléctricas: la solución planteada pretende introducir un carril eléctrico en las carreterasEste carril eléctrico permitiría suministrar energía a los vehículos que se conectasen a él mientras circulan y permitiría solucionar el problema de las grandes baterías que serían necesarias para este tipo de transporte interurbano.

Otro de los proyectos en los que trabaja actualmente Alstom es la tecnología SRS. En este caso, los vehículos serían cargados en las paradas: estaciones de autobuses y zonas de descanso para camiones. La tecnología SRS elimina las pérdidas de energía y consigue una mayor eficiencia, para que nos hagamos una idea, un autobús podría recargar sus baterías en menos de 20 segundos.

Como vemos, la incorporación de Alstom España a AEDIVE puede suponer un fuerte impulso a la implementación de la movilidad eléctrica más allá del coche eléctrico al que estamos acostumbrados. En el futuro, la tecnología se diversificará y formará parte de casi cualquier elemento que forme parte del entorno, ya sea urbano o interurbano.

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario

Please enter your name here